La ONU se aferra a los objetivos del milenio pese al repunte de la pobreza

Las promesas están para ser cumplidas. Ese fue el mensaje que el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, lanzó ayer desde Nueva York, a una semana de la cumbre dedicada a revisar e impulsar los progresos en la lucha contra la extrema pobreza. La recesión global, admite, creó escepticismo. Pero los Objetivos de Desarrollo del Milenio, dijo, se pueden alcanzar.

"Estamos en una carrera contra el reloj", señaló el surcoreano. A la cumbre, que tendrá lugar entre 20 y 22 de septiembre, asistirán 139 jefes de Estado y de Gobierno. La semana pasada se consensuó un documento en el que se establecen directrices claras y simples para cumplir en 2015 la tarea fijada. "Hemos hecho grandes progresos", dijo. Pero no es suficiente.

Más información

El Banco Mundial publicó ayer un informe en el que constata que los avances realizados para combatir la pobreza fueron significativos, hasta que estallaron las crisis financiera, energética y alimentaria. El organismo estima que este año habrá 64 millones más de personas en situación de extrema pobreza. "La crisis empeoró las cosas", lamentó Robert Zoellick.

Por eso, la ONU y el Banco Mundial piden a los líderes que "redoblen" los esfuerzos. Ban señala que en esta fase deben concentrarse los recursos donde más impacto tienen. "Hay que invertir en lo que funciona y arreglar lo que no", remacha Zoellick, que anunció nuevos compromisos financieros en el ámbito de la educación, la agricultura y la salud. Ban Ki-moon aprovechará el evento para anunciar la personalidad que se pondrá al frente de la nueva agencia de ONU Mujeres, que aglutinará los trabajos en favor de la mujer.

Al ritmo actual, ninguno de los ocho objetivos fijados en 2000 se alcanzarán en la fecha marcada. Ban calcula que serán necesarios 100.000 millones de dólares (77.000 millones de euros) para conseguirlo. El documento hará mención a los retrasos en los países del África subsahariana. Los más empobrecidos denuncian que los ricos se escudan en la crisis para no movilizar los fondos prometidos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 14 de septiembre de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50