Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

El Bierzo inventa el carril-vaca

El municipio de Balboa abrirá un camino vallado con acceso a los prados

Balboa es un municipio del Bierzo que comparte los Ancares con Galicia. Su población principal es vacuna: un millar de vacas por sólo 400 paisanos. Por eso, su alcalde, José Manuel G. Monteserín (PP), tiene muy en cuenta a los animales en sus iniciativas políticas. De momento no votan, pero dada su importancia demográfica, podrían solicitar cualquier día de estos el derecho de sufragio. Y por eso, lo mismo que otros regidores se prodigan en acondicionar kilómetros de carril bici, Monteserín ha apostado por habilitar un carril vaca.

La idea es de sentido común: basta con observar la singular geografía física y humana de la zona, con los vecinos repartidos entre 17 aldeas salpicadas por las montañas. El alcalde sabe que, con una población envejecida, es poco probable que aquí se organicen marchas cicloturistas para reclamar zonas de circulación para bicicletas y, puestos a abrir pistas, sus votantes le estarían más agradecidos si pudieran disponer de un bonito camino por el que llevar con tranquilidad a las reses.

En este pueblo de los Ancares leoneses viven 400 personas y un millar de vacas

La medida zanjará los conflictos de carretera entre coches y animales

La medida se ha aprobado en el pleno municipal y está presupuestada para su ejecución este año. El proyecto, que supondrá una inversión que ronda el millón y medio de euros, consiste en abrir un camino vallado con acceso a los prados que discurrirá en paralelo a la carretera rural LE-723, en un tramo de aproximadamente cinco kilómetros entre Ambasmestas, en el municipio de Vega de Valcarce, y Balboa. El alcalde ve en esta idea la solución para resolver los problemas que suponía en tránsito de animales para la circulación de vehículos en una carretera tan estrecha, y piensa dar carpetazo así al viejo conflicto entre conductores y ganaderos.

Monteserín es un regidor singular. Le gusta decir que es "alcalde por la cara", lo cual, aún dentro del respeto al procedimiento democrático, es cierto. En las elecciones municipales hubo empate y tuvieron que echar una moneda al aire para desempatar por decisión judicial. Él eligió cara.

Junto a la ganadería, el turismo es el segundo pilar de la economía de Balboa. El municipio trata de sacar todo el partido a su patrimonio a través del proyecto Pallozas Vivas. El Ayuntamiento rehabilitó una de estas construcciones para convertirla en bar y restaurante, que ahora se explota en régimen de concesión. Los sábados ofrece cena-baile con música en vivo. En Balboa está también la Palloza de Chis, donde pueden escucharse conciertos de música celta. Además, han convertido alguna en establecimiento de turismo rural.

Apuestan por la palloza como elemento singular que puede atraer a visitantes y curiosos. Por eso, han ideado un proyecto para promocionarlas aprovechando el tirón del Xacobeo, iniciativa de la Asociación Carozos y el municipio. La ocurrencia es nada más y nada menos que una "palloza peregrina". La solución ha sido habilitar en un tráiler el montaje de una de estas viviendas tradicionales, como hacen las orquestas con sus escenarios. Al abrir el remolque, la palloza se ve tal cual, sin que falte detalle: desde los útiles hasta el fuego. Así, subida en un camión, la palloza recorrerá el Camino de Santiago en septiembre, desde la Cruz de Ferro, en la puerta del Bierzo, hasta Compostela.

"Pretendemos reivindicar la cultura rural ancaresa con representaciones en cada escala de la ruta, pero no queremos hacer un belén, sino algo novedoso", explica Monteserín.

Ocurrencias no faltan en este rincón berciano. La última ha sido "tunear el pabellón". Como la población es mayor y escasean los niños que le den un buen uso, acordaron convertir el polideportivo en centro sociocultural multiusos. Le han cambiado el nombre por La Casa de las Gentes y lo han personalizado para ese nuevo papel. No han usado neones ni alerones aerodinámicos, sino una solución de tuning rústico: madera de batea traída desde Serra de Outes. Ha quedado bien, y se verá cómo funciona en unos días, después de que el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, corte la cinta inaugural.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de abril de 2010