Hereu releva de un puesto sin sueldo al cargo que insultó a Terribas

Miguel Ángel Martín fue relevado ayer como consejero del distrito de Sant Martí -del que también es vicepresidente- por el alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, por insultar a la directora de TV-3 Mónica Terribas. Sin embargo, Martín sigue al frente de un cargo de confianza y ejecutivo: gerente del Instituto Metropolitano del Taxi (IMT). El presidente del IMT es el concejal Francesc Narváez, que ayer declinó aclarar si piensa relevar a Martín como gerente.

Martín faltó gravemente al respeto a la periodista -la llamó "mal follada" por la entrevista que realizó al presidente José Montilla- y a raíz de ello el grupo de CiU en el Consistorio exigió que fuera cesado. La petición del grupo nacionalista fue atendida a medias ayer por el alcalde al ver que la polémica se iba a plantear en el pleno del viernes.

La dimisión de Martín como gerente del Taxi también la ha pedido el PP, la Federación Catalana del Taxi (FCT) y Carmen de Tienda, presidenta de la Asociación de Empresarios del Taxi. La empresaria recuerda que cuando un taxista falta al respeto a un pasajero le puede caer una sanción de 1.000 euros: "no parece de recibo que alguien que ha dicho lo que dijo esté como cargo público al frente de un sector que debería intentar dignificar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0024, 24 de marzo de 2010.