_
_
_
_

Google enseña los dientes a Apple con su propio teléfono móvil

El Nexus One se comercializará en Estados Unidos a 367 euros

La actividad en Silicon Valley vuelve a estar a punto de ebullición. Pero esta vez no es por los portales de Internet que alimentaron la burbuja de las puntocom. Una década después, lo que está en juego es la supremacía en el negocio de los teléfonos móviles interactivos, donde Google acaba de zambullirse con el Nexus One, en una nueva escalada de la batalla con Apple. "Si quieres que algo esté bien, hazlo tú mismo". Es el principio que siguió Apple con el iPhone y que ahora se aplican los ingenieros de Google al diseñar su propio dispositivo móvil, para no tener que depender de la tecnología de un tercero. Hasta ahora se limitaba a ofrecer a los fabricantes la preinstalación de su sistema operativo Android para hacerlos funcionar.

Apple ha vendido 3.000 millones de aplicaciones en su tienda
Más información
Google crea con Nexus One el 'supermóvil'
HTC asume las reparaciones del Nexus One
Steve Jobs: "Google quiere matar al iPhone. No les dejaremos"

El Nexus One, que según Google entra en la categoría de los "superteléfonos", está fabricado en estrecha colaboración con HTC. Tiene una pantalla táctil de 3,7 pulgadas e integra una cámara con una resolución de cinco megapíxeles, además de un localizador GPS. Su sistema operativo es completamente abierto, lo que facilitará el desarrollo de aplicaciones a terceros. "Es donde la web y el teléfono se encuentran", dicen sus creadores.

Google y Apple eran hasta hace poco aliados frente a un enemigo común: Microsoft. Eso era cuando todo se jugaba en la arena de los ordenadores personales, donde el gigante de Redmond era el dominante. Ahora el negocio se abre en el mercado de los smartphone (teléfonos inteligentes) que representan ya el 17% del mercado de los celulares, con un crecimiento que no hace más que acelerarse por la competencia entre dispositivos.

La maniobra permitirá a Google, además, llevar a la telefonía móvil su aplastante liderazgo en el negocio de la publicidad en Internet, donde acaba de comprar AdMod. Es de ahí de donde Google obtiene la gran parte de los ingresos, y no puede permitirse el lujo de que su antigua socia le robe la cartera. Apple compró ayer Quattro Wireless, en el sector de publicidad para móviles, su primera incursión en el sector.

Google tiene el efectivo para arriesgar. Pero para no perder la batalla, el Nexus One debe vender. Su precio en EE UU liberado es de 529 dólares (367 euros al cambio actual), que queda en 179 dólares (124 euros) si el usuario contrata el servicio con T-Mobile. Wall Street aplaude la rapidez con la que Google responde al éxito del iPhone.

Está también por ver es la reacción de los fabricantes de teléfonos que usan Android y que tendrán a Google como competidor. La que no se deja asustar es Apple, que marcó el juego anunciando que los usuarios del iPhone y del reproductor digital iPod Touch han realizado ya más de 3.000 millones de descargas de aplicaciones. Algo que se ha logrado en menos 18 meses.

"Lo nunca visto", decía su consejero delegado, Steve Jobs. El fabricante de los ordenadores Mac podría lanzar durante la semana del 25 de enero un nuevo concepto de portátil multimedia, completamente plano y con teclado virtual. Será un dispositivo muy similar al iPhone, con una pantalla táctil de entre 10 y 11 pulgadas, que podría comercializarse en EE UU a partir de marzo.

La presentación del nuevo móvil de Google, en Mountain View (Californi).
La presentación del nuevo móvil de Google, en Mountain View (Californi).EFE

El Nexus One frente al iPhone 3GS

- Cámara, vídeo. El teléfono de Google (izquierda) tiene cámara de 5 megapíxeles y vídeo de alta definición. El iPhone (derecha), de 3 mpx y grabación de vídeo VGA.

- Memoria. Nexus, con 4 gigas en tarjeta micros SD (expandible hasta 32 GB) frente a 16-32 gigas de memoria flash en el iPhone.

- Pantalla. Táctil 3,7 pulgadas y 600 x 480 píxels (Nexus) / Táctil 3,5 pulgadas 480 x 320 (iPhone).

- Batería. El Nexus aguanta hasta 7 horas en llamadas, 250 horas en espera, 5 horas en Internet, 7 en reproducción de vídeo y hasta 20 funcionando como mp3. El de Apple hasta 5 h (llamadas), 300 h (espera), 5 h (Internet), 10 h (vídeo) y 30 h (audio).

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_