Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castilla y León lamenta que Caja Burgos no se fusione

El juego entre las cajas y los políticos siempre es enrevesado. El PP y el PSOE querían que Caja Duero, Caja España y Caja Burgos se fusionaran, una operación impulsada por el Banco de España. Sin embargo, el consejo de la entidad burgalesa decidió por unanimidad rechazar la unión con sus competidoras. El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, no tuvo más remedio ayer que reconocer que hubiera sido "más favorable para todos" una fusión a tres. El líder del PSOE, Óscar López, fue más lejos contra el presidente de la entidad burgalesa, José María Arribas, al avisarle de que "la historia pone a cada uno en su sitio", informa Efe.

Para digerir este revés, los políticos dieron la vuelta a la situación y alabaron la independencia de los consejos, como prueba de la despolitización. Sin embargo, otras fuentes creen que los consejeros han mirado más por su propio futuro que por el de la entidad a largo plazo. Ahora Caja Burgos debe explicar ante el Banco de España por qué es mejor seguir sola. Difícil tarea. Mientras, Duero y España empiezan de cero su nueva fusión.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de noviembre de 2009