Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las compañías niegan que el móvil sea más caro en España

Movistar y Vodafone critican la falta de rigor de la OCDE

Las principales operadoras de telefonía móvil han descalificado por "falta de rigor" y por emplear una metodología errónea el informe que hizo público esta semana la OCDE, la organización que agrupa a los países más desarrollados, y que señalaba que España es, junto a Estados Unidos, el país rico donde más cuesta llamar y mandar mensajes cortos de texto (SMS) por el móvil.

Movistar y Vodafone, que acaparan más del 70% del mercado español, señalan que el informe sólo tiene en cuenta un plan de precios por país para todos los tramos de consumo, que fue elegido aleatoriamente en cada uno de los Estados, sin seguir los mismos criterios para todos, señalaron en fuentes de ambas compañías.

La referencia de la OCDE es un plan que sólo tienen el 0,5% de los clientes

Así, en el caso de España, la OCDE eligió el Contrato Empresas Tramos Horarios de Movistar, una tarifa para empresas que sólo la tiene contratada un 0,5% del total del mercado español, y un 1,2% del de la marca de Telefónica, "y ni siquiera es la más económica dentro de su tramo", según fuentes de la operadora.

La OCDE compara esta tarifa, como representativa del mercado español, con otras que, como por ejemplo en Reino Unido, es una tarifa prepago para clientes residenciales de un tercer operador (T-Mobile), obviamente más barata.

Telefónica argumenta que, si la OCDE hubiera elegido la tarifa Contrato Movistar, de la que disfrutan la mitad de sus clientes y es la más contratada en España, hubiera salido un precio medio por minuto de unos 0,14 céntimos de euro, y no los 0,22 céntimos de la tarifa elegida por la OCDE para elaborar su informe.

Y es que tanto Movistar como Vodafone denuncian que el informe de la OCDE no considera la diferencia que existe entre segmento residencial y empresas. Tampoco tiene en cuenta los descuentos o llamadas gratis entre números seleccionados dentro de planes familiares o números favoritos, mucho más comunes en el mercado español que en otros países que en el informe aparecen como más baratos. Las operadoras señalan que tampoco se tiene en cuenta que en España las tarifas están muy adaptadas a los distintos tipos de perfiles de uso, mediante tarifas planas.

Asimismo, critican que el informe no refleje tampoco otros factores, como las subvenciones y el regalo de terminales, y compara directamente con países donde las políticas comerciales de los operadores no incluyen esas ofertas, en la que los operadores españoles se gastan 1.000 millones de euros al año. Además, estiman que el análisis tarifario propuesto está desactualizado, ya que está referido a tarifas de 2005.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 15 de agosto de 2009