General Motors renace más pequeña y flexible para adaptarse al mercado

La nueva compañía se compromete a devolver las ayudas antes de 2015

La nueva General Motors salió ayer del taller de la suspensión de pagos tras 40 días de reparaciones. Un tiempo récord para una compañía tan grande, que iguala el necesitado por su rival Chrysler para renacer de los tribunales de la mano de Fiat. Pero antes de apretar el acelerador, deberá realizar algunos ajustes más para poder competir en una carrera aún llena de obstáculos.

La vieja GM ya es historia, un siglo después de su fundación. Sus mejores activos están transferidos a la nueva compañía renovada, que estará controlada por los Gobiernos de EE UU y Canadá. Será más pequeña y flexible, y pretende desarrollar, fabricar y vender vehículos más pequeños, de alta calidad y más eficientes en el consumo de combustible.

La empresa reducirá un 35% los puestos de alta dirección

El proceso en los tribunales, dijo Fritz Henderson, consejero delegado de GM, "ha demostrado que podemos movernos rápido y con decisión". Ahora, el reto será trasladar esta intensidad al día a día de la compañía. "Se abre una nueva etapa y todo el mundo debe estar preparado para el cambio", remachó.

Pero para que todo sea diferente en GM y la reestructuración tenga éxito, desde Detroit se debe convencer antes a los clientes de que pueden comprar sus coches. La estrategia de Henderson se apoya así sobre tres prioridades: consumidor, producto y empresa.

El consumidor será "el centro de todo. Si esto no lo hacemos bien, el resto no funcionará", dijo Henderson. Para ello, la nueva GM se compromete a escuchar más a sus clientes, para responder rápido a las tendencias de mercado y buscar oportunidades. Se creará un portal en Internet en asociación con eBay, para facilitar la compraventa de coches a través de subastas. Respecto al producto, la idea es concentrar los recursos de ingeniería y de marketing en la mitad de marcas, y se ofrecerán menos modelos en menos concesionarios. La nueva GM estará integrada por Chevrolet, Cadillac, Buick y GMC, lo que le dará una cuota del 16,5% en su mercado doméstico. Esto conllevará el cierre de plantas y una reducción del 20% de la plantilla a lo largo de este año.

La idea, en suma, es cambiar la cultura que dominó durante las últimas décadas. Para ello, eliminará en un 35% los puestos ejecutivos, para simplificar y agilizar la toma de decisiones. Fritz Henderson seguirá al frente de la gestión, mientras que Edward Whitacre presidirá su consejo de administración.

De esta manera, la dirección de la nueva GM pretende romper con el pasado. No sólo será más pequeña y ágil para competir en un mercado en el que se venden 10 millones de vehículos anuales, además estará menos hundida en las deudas (se recortan en un 70%, a 34.173 millones de euros) y tendrá una estructura de costes más competitiva al reducirlos en dos tercios para 2014.

Henderson explicó que se necesitarán aún dos o tres semanas más para hacer los últimos ajustes, antes de que la nueva GM empiece a rodar. Y aseguró que cuentan "con las partes importantes del negocio necesarias para volver a tener éxito". Whitacre, el hombre de la Casa Blanca dentro de GM, dijo que la compañía se merece estar otra vez en lo más alto.

"Tenemos la tecnología, los productos y el coraje para el éxito", dijo el ex ejecutivo de AT&T, aunque reconoció que aún queda "mucho trabajo que hacer" para llegar donde quieren. GM espera poder devolver al contribuyente antes de 2015 las ayudas públicas movilizadas por Washington desde diciembre para acompañar la reestructuración, valoradas en 50.000 millones de dólares (35.597 millones de euros).

Aunque la nueva GM no cotizará de momento en Wall Street, su ejecutiva se compromete a ser transparente y publicar con regularidad los resultados financieros de la compañía.

Fritz Henderson, consejero delegado de GM, durante la rueda de prensa, ayer en Detroit (EE UU).
Fritz Henderson, consejero delegado de GM, durante la rueda de prensa, ayer en Detroit (EE UU).AFP

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 11 de julio de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50