Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Soderbergh explora la prostitución de lujo

Afortunadamente para el cine, los buenos directores no siempre se venden por completo al capital. Steven Soderbergh es uno de esos raros especímenes que confiesa sin ruborizarse que aceptó dirigir la saga Ocean's eleven "por dinero", para embarcarse en proyectos underground como el que le ocupa ahora: The girlfriend experience. Con un equipo de seis personas, Soderbergh está a punto de comenzar el rodaje en Nueva York de este filme sobre la prostitución de lujo que protagoniza la estrella del porno Sasha Grey. "Es una película pequeña y muy íntima que rodaremos en plan guerrillero", aseguró a EL PAÍS el director durante el reestreno en Nueva York de otra de sus rarezas, Schizopholis. Aquel filme, rodado con 200.000 dólares en 1996, ya demostró su voluntad por seguir explorando el lado más experimental, que siguió en Bubble y ahora en The girlfriend experience: "Después del año dedicado al Che me apetecía embarcarme en un proyecto radicalmente opuesto".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 17 de octubre de 2008