Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Menos investigación para ahorrar

El Gobierno regional cancela la popular muestra anual Madrid es Ciencia

Acercar la ciencia a los ciudadanos, difundir la cultura científica, estimular el interés por la investigación... son los objetivos de la cada vez más popular feria Madrid es Ciencia. El año pasado celebró su novena edición, con 152.000 asistentes en los cuatro días que permaneció abierta, batiendo un récord de cifras que no han hecho sino aumentar desde que el certamen abrió sus puertas por primera vez en 2000.

La feria será virtual, con recursos informáticos, según su responsable

Pero ha llegado la austeridad, la crisis, la contención presupuestaria... y la Consejería de Educación ha considerado que esto de acercar la ciencia a la ciudadanía es prescindible, al menos en 2009. La X edición de Madrid es Ciencia se ha cancelado. Luego ya se verá. Si la cosa económica va mejor en 2010, se reanudará la popular feria que llevaba al Ifema, en primavera, a miles de niños con sus padres, profesores y alumnos, curiosos, público de cualquier edad y nivel educativo...

Para esta edición, las áreas temáticas elegidas eran Del cielo a la Tierra, con motivo de la celebración, en 2009, del Año Internacional de la Astronomía, y Ciencia y consumo, sin por ello excluir otros temas de conocimiento científico a elegir por los participantes. Los planes se han quedado en el aire.

De momento, y para no perder del todo el gusto por la investigación, sus logros, sus experimentos, sus retos y misterios por resolver, la consejería recurre a la opción barata: Internet, y habrá que adaptar los proyectos expositivos a su difusión por la Red.

"En 2009 vamos a hacer una feria virtual", con recursos informáticos que se habían empezado a desarrollar para reforzar las ediciones pasadas, explica Carlos Magro, responsable de poner a punto Madrid es Ciencia, así como otro gran acontecimiento de divulgación, la Semana de la Ciencia. Ésta se celebra en todas las comunidades (del 10 al 23 de noviembre) con el Ministerio de Ciencia e Innovación como organizador principal.

En Madrid es Ciencia uno se podía llevar a casa en un frasquito su ADN extraído de un enjuague bucal, y muchos fueron los que en aquella edición aprovecharon esta curiosa aplicación de los recursos de los laboratorios de biología molecular; un vagón de tren abierto mostraba sus tripas a los visitantes y en otra zona un equipo mostraba las delicias de la cocina científica, por ejemplo las transformaciones físico-químicas que sufre la carne cuando se asa.

Los niños han tenido un gran protagonismo en Madrid es Ciencia, con aproximadamente la mitad de los visitantes en las últimas ediciones, explica Magro, "pero el resto son jóvenes y adultos, es una feria para el público en general". El año pasado el 51,3% fueron mujeres y el 48,7% hombres.

El presupuesto de I+D del año que viene "se dedicará prioritariamente a fondos para proyectos de investigación, ya que la feria se considera un gasto no prioritario", explicó ayer un portavoz de la Comunidad de Madrid. "A esto se suma la retirada de varias de las empresas patrocinadoras que, por motivos económicos, ya han notificado que este año no contribuirán al evento". La intención del Gobierno regional es "utilizar los fondos destinados a la feria para financiar las universidades públicas madrileñas".

El coste del certamen en su última edición ascendió a 2.500.000 euros.

El enfoque de Madrid es Ciencia es muy participativo y visual, con experimentos, demostraciones y explicaciones en los diferentes expositores.

¿Quiénes son los exhibidores? ¿Quiénes muestran la ciencia durante esos cuatro días de feria? Por una parte han acudido a la cita instituciones, museos y centros de investigación, incluidos científicos de gran prestigio que han mostrado al público algunas maravillas de su trabajo para contagiar su entusiasmo por los descubrimientos. Otra sección importante han sido las empresas y entidades privadas. Pero tal vez lo más estimulante hayan sido las decenas de colegios e institutos que se han esforzado por imaginar recursos de exposición, experimentos y actividades -en equipos de profesores y alumnos- para estar presentes en el certamen madrileño, tras pasar los filtros de selección de calidad e interés de sus propuestas.

"Los proyectos presentados versarán sobre aspectos científicos y técnicos de ciencias experimentales y/o ciencias humanas y sociales", explica la convocatoria de la feria cancelada. Con la versión en Internet de Madrid es Ciencia se intenta mantener la iniciativa, pero ahora centenares de entusiastas expositores tendrán que esperar al menos un año para verse de nuevo cara a cara con miles de asombrados visitantes en torno a una idea común: la ciencia también es divertida.

Un certamen premiado

En su propia definición de objetivos, la feria madrileña Madrid es Ciencia resalta que se trata de mostrar la ciencia como algo cercano y presente en la vida cotidiana, acercarla al ciudadano, popularizar los museos y hacer accesible las instituciones, universidades y empresas. Pero, además, se destaca "la importancia de hacerlo a través del contacto directo y la voz de sus verdaderos protagonistas: los alumnos, profesores e investigadores".

Por ser una iniciativa que implica "el acercamiento de la ciencia a la ciudadanía y la difusión de la cultura científica, así como la participación de alumnos, profesores e investigadores en la comunicación de la ciencia", la feria ha recibido este año el Premio Especial del Jurado Ciencia en Acción 2008, de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT), dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación.

El jurado del galardón destacó también "el carácter pionero" de la feria y valoró su "actitud abierta hacia iniciativas de sociedades científicas, universitarias, centros de investigación y centros de enseñanza secundaria, actores principales en la comunicación de la ciencia y la tecnología".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 16 de octubre de 2008

Más información