Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno invertirá 4.626 millones en Cataluña, el 6% más que este año

CiU y ERC afirman que los Prespuestos del Estado no cumplen el Estatuto

La inversión del Gobierno en Cataluña sigue tan politizada como antaño, a pesar del acuerdo Solbes-Castells de septiembre de 2007 para dar cumplimiento a la disposición adicional tercera del Estatuto, que dice que Cataluña debe recibir de Madrid arreglo a su peso en el conjunto de la economía española, que hoy es del 18,72%. Ayer, tras conocer el proyecto de Presupuestos del Estado para 2009, llovieron las críticas de la oposición, CiU. Pero la sorpresa llegó desde Esquerra Republicana, socio del PSC en el tripartito catalán. ERC calificó la asignación del Estado a Cataluña de "tomadura de pelo".

El Gobierno y la Generalitat aseguraron ayer que el Ejecutivo que preside José Luis Rodríguez Zapatero invertirá 4.626 millones de euros en Cataluña, cifra que representa el 6% más respecto a lo presupuestado en 2008, pero sólo el 2,8% más si se compara con la inversión definitiva, una vez aprobados los Presupuestos de 2008; fue de 4.500 millones.

De la cifra total, 3.919 millones corresponden a inversiones y transferencias de capital incluidas en los Presupuestos, 626 millones son inversiones por determinar y 80 más se destinarán a la compensación de peajes.

Al portavoz de ERC en el Congreso, Joan Ridao, que presentará una enmienda a la totalidad, le parece "una tomadura de pelo", porque en realidad se presupuestan 3.919 millones, el 15,2%, "en ningún caso el 18,7%", que es lo que se establece en el Estatuto catalán.

Ridao también criticó que se incluya una partida en concepto de proyectos pendientes de asignación cuando "ya hay pendientes concretados entre Generalitat y Gobierno". Las cuentas del Estado para el año que viene también incluyen una partida adicional conjunta de 1.000 millones para Cataluña y Baleares para compensar posibles déficit de ejercicios anteriores.

El portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran, utilizó los mismos argumentos que Esquerra: las inversiones sólo suponen el 15% del total.

Cuarto cinturón

Del paquete de 4.626 millones, las infraestructuras de transporte se llevan 3.148, la mayor inversión en este capítulo de toda España, según los socialistas. De la dotación destinada a ferrocarriles, destacan la previsión de invertir 1.000 millones de euros en el AVE hasta la frontera francesa y 400 millones en la red de Cercanías.

Por lo que se refiere a las carreteras, se invertirán 122 millones en la autopista AP-7 en Tarragona, 93,9 millones en actuaciones de conservación y explotación y 93 millones en la autovía B-40, el Cuarto Cinturón, a cuya construcción se opone ICV, integrante del tripartito.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 1 de octubre de 2008