Reportaje:ARTESANÍA Y TRADICIÓN

Manta morellana

Lo que hoy es en Morella una rica artesanía textil fue antaño la más importante fuente de recursos económicos para la localidad, pues durante la Edad Media y siglos posteriores, llegaron a trabajar dentro de esta localidad castellonense hasta 500 telares. La ciudad vivía del comercio de la lana y de su transformación en distintas labores. Una de ellas se conserva hoy para la indumentaria del fallero. Se trata de la manta morellana, de vivos colores, que se puede adquirir hoy en Morella junto a la típica. El saragüell es el traje típico de L'Horta formado por un pantalón corto blanco con el mismo nombre, el mocaor en la cabeza, las espardenyes en los pies y una larga y estrecha manta de vivos colores, la manta morellana que durante siglos fue usada para protegerse del frío por los hombres de la región.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS