Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chacón respeta los turnos al frente de la cúpula militar para evitar tensiones

Julio Rodríguez, director de Armamento, nuevo jefe del Estado Mayor de la Defensa

A los 18 días de que la ministra de Defensa, Carme Chacón, anunciara públicamente su relevo, el Consejo de Ministros nombrará hoy a los nuevos miembros de la cúpula militar. Chacón pasó ayer tarde por el Congreso de los Diputados para explicar la decisión del Gobierno de proceder a la destrucción anticipada del arsenal de bombas de racimo de las Fuerzas Armadas (5.589 artefactos en total). Y, a continuación, se dirigió al Palacio de La Zarzuela para despachar con el Rey. Tras el presidente del Gobierno, don Juan Carlos debía ser la primera persona en conocer los nombres de los nuevos jefes de los ejércitos (Jemes) y del jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad).

La primera decisión que ha tomado Chacón, la de mayor calado político, es la de respetar la ley no escrita según la cual los tres ejércitos se turnan al frente de la cúpula militar. El turno de Jemad corresponde, para los próximos cuatro años, a un general del Ejército del Aire. Fuentes gubernamentales justificaron la decisión alegando que se debían "evitar tensiones innecesarias entre los ejércitos". En su opinión, saltarse el turno suponía "dar a entender que no había en el Ejército del Aire nadie capacitado para asumir tal responsabilidad. Y no es cierto".

El nuevo jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad) será el hasta ahora director general de Armamento y Material, Julio Rodríguez Fernández. El elegido tiene la confianza política del presidente y de la ministra, así como demostrada capacidad para afrontar la etapa de estrecheces presupuestarias que se avecina. Además, el nuevo Jemad tendrá mayores competencias sobre los jefes de los tres ejércitos, a los que coordinará.

Para ampliar el abanico de candidatos, Chacón hizo un moviento táctico: en mayo pasado ascendió a teniente general al hasta entonces jefe del Mando Aéreo de Canarias, José Jiménez Ruiz, aunque no tenía vacante. Eso no quiere decir, según las fuentes consultadas, que se contara necesariamente con él para Jema (Jefe del Estado Mayor del Aire), pero sí para alguna de las combinaciones que se abrirán a partir de hoy.

La renovación de la cúpula militar se ha llevado con gran secreto entre otras razones porque, por vez primera, la ministra no ha tenido que consultar a los consejos superiores de los tres ejércitos, un trámite que quedó eliminado en la última reforma de la Ley de la Carrera Militar. Una duda que quedó despejadas ayer es la salida de todos los miembros de la actual cúpula militar, incluido el jefe del Ejército de Tierra, Carlos Villar, con cuya continuidad se especuló, pues lleva en el cargo poco más de dos años.

Al hasta ahora jefe de la cúpula militar, Félix Sanz, a quien la ministra dijo que le encomendaría una nueva tarea, se le ha ofrecido diseñar la aportación española a la política europea de seguridad y defensa, según fuentes gubernamentales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 18 de julio de 2008