Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Renfe elimina el último tren barato de Madrid a Barcelona

El Gobierno deja las dos ciudades unidas sólo por AVE, el doble de caro

El último tren barato entre Madrid y Barcelona, el nocturno Estrella Costa Brava, tiene los días contados: el 15 de junio realizará su último trayecto. A partir de entonces, quien quiera viajar en tren entre las dos principales ciudades españolas sólo tendrá una forma de hacerlo: en el AVE, que es mucho más rápido pero también el doble de caro, y que no cubre el tramo hasta la frontera francesa. Tampoco existe ya ningún barato en horario diurno: todos desaparecieron tras la llegada del tren de alta velocidad a Barcelona el pasado febrero.

"Renfe es una empresa pública y debe actuar como tal; está condenando a todo un segmento de población a ir en autobús", denuncia el diputado Pere Macías (CiU). "El Gobierno ha optado por captar clientes para este trayecto Madrid-Barcelona: ofrece el AVE a los altos ejecutivos y deja en la cuneta a los humildes", coincide Joan Herrera (ICV-EUiA). Los dos parlamentarios han presentado una batería de preguntas en el Congreso para que el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero dé explicaciones cuanto antes.

Macías y Herrera se han hecho eco de las protestas de la asociación catalana Promoción del Transporte Público (PTP), cuya web denuncia "la supresión definitiva [del Costa Brava], poniendo fin al histórico tren nocturno entre Barcelona y Madrid que además conectaba con Francia, Figueres, Girona, Caldes de Malavella, Tarragona, Reus y Guadalajara". "El Estrella permitía viajar por 39,70 euros, frente a los 105 euros de la relación más barata en AVE", subraya.

"Fomento ya retiró antes de esto los trenes Alvia y Altaria, que hacían ocho trayectos diarios entre Barcelona y Madrid. Éstos costaban 90 euros; el AVE, 160", explica Pau Noy, de PTP. Y añade: "Renfe alega que el AVE tiene ofertas, pero eso es una ficción: para acceder a ellas hay que reservar con mucha antelación y, además, son plazas limitadas. Está claro que el AVE ha sido concebido para hacer competencia al puente aéreo: está dirigido a ejecutivos a los que su empresa les paga el billete aunque cueste el doble".

Este periódico intentó ayer de forma insistente, y en vano, recabar la versión de Fomento. "Es una cuestión comercial de Renfe", respondió a última hora un responsable del ministerio. Un taquillero de Renfe sí confirmó que hace dos meses recibieron la comunicación de que el Estrella Costa Brava se suprimía. La fecha de defunción se ha ido aplazando: ellos mismos creían que el último viaje se realizaría anoche, pero finalmente se alargará unos días más. La web de Renfe vende viajes del Costa Brava sólo hasta el 15 de junio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 31 de mayo de 2008