Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

La fiesta de compromiso con la lengua

Rodolfo Ares insiste en la necesidad de seguir haciendo "pedagogía democrática"

La 30 edición de la fiesta de las ikastolas vizcaínas, Ibilaldia, reunió ayer, en Amorebieta, a miles de personas procedentes de las distintos territorios vascos comprometidas con una mayor difusión y uso del euskera. Correspondía a la ikastola Andra Mari de esta localidad la organización de este evento cultural que no había repetido desde que lo hiciera en 1987. El dinero que recaudó lo destinará a ampliar su número de aulas.

La convocatoria que tenía como lema Amore bi eta... (Dos amores y...) supuso un reto para quienes anualmente participan de esta fiesta realizando, en parte o en su totalidad, el recorrido de la marcha popular en apoyo del euskera. El de ayer consistía en un circuito de 6,3 kilómetros que discurrían por caminos rurales y carreteras. El buen tiempo que hizo por la mañana contribuyó a dar brillo y espectáculo al encuentro de los miles de caminantes, aunque la lluvia de la tarde embarró el trayecto.

Campos afirma que el incremento de la financiación es una "cuestión sensible"

Entre los asistentes no faltaron la consejera de Cultura y portavoz del Gobierno, Miren Azkarate, y el consejero de Educación, Tontxu Campos. Hicieron el circuito acompañados del alcalde de Amorebieta, David Lachaga, y de representantes de la Federación de Ikastolas.

Azkarate dijo que el euskera "necesita este apoyo" en referencia a esta fiesta anual y popular que representa un compromiso colectivo con la lengua. Mientras que el presidente de la Federación de Ikastolas, Juan Carlos Gómez, insistió en la necesidad de abordar el debate sobre el curriculo vasco y la financiación pública de las ikastolas.

En este punto, el consejero Tontxu Campos aclaró que la enseñanza se financia hoy en día "correctamente". pero añadió que "cualquier incremento", en referencia a la financiación de los centros concertados, "es una cuestión sensible, por lo que corresponde a la sociedad decidir qué tipo de sistema educativo desea". El próximo año el Ibilaldia se celebrará en Galdakao y la responsable del centro Eguzkibegi recibió el testigo.

En esta ocasión, la ikastola organizadora Andra Mari ha realizado un juego en el que un preso de ETA es definido como "preso político" y "persona relevante" de Amorebieta lo cual ha provocado una fuerte polémica. En ella participó ayer el portavoz socialista, Rodolfo Ares. Declaró que este hecho demuestra la necesidad de seguir haciendo "pedagogía democrática" en Euskadi. y añadió que se trata de un "comportamiento que descalifica a quien lo practica".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 26 de mayo de 2008