Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Turbulencias en los mercados

La constructora SEOP solicita concurso de acreedores

La constructora SEOP Obras y Proyectos, integrada en el grupo Silver Eagle, presentó ayer el concurso voluntario de acreedores (suspensión de pagos). El motivo de esta decisión proviene de la falta de liquidez derivada tanto de los recientes impagos de clientes del sector inmobiliario como del endurecimiento del sistema financiero en las operaciones de descuento de la cartera de efectos.

Según la empresa, la medida responde a la necesidad de solucionar una situación transitoria y poder saldar de forma ordenada la deuda con sus proveedores y "así garantizar el futuro empresarial de la sociedad". En ese sentido, la compañía está elaborando un plan de viabilidad que, de ser aprobado por el juez, permitiría mantener su actividad y afrontar los pagos en el futuro. De acuerdo con los datos de 2006, la constructora tenía una deuda a corto plazo de 356,2 millones, mientras tenía pendiente de cobro de sus clientes un total de 234 millones. Su cifra de negocios ese año fue de 433,81 millones, tras un crecimiento del 47%, y un resultado bruto de 6,6 millones.

SEOP, que es la primera constructora que se ve afectada por la crisis crediticia que afecta al sector inmobiliario, asegura que la suspensión de pagos no implica al resto de empresas del grupo Silver Eagle, como son la firma de servicio Teginser; las promotoras Seif Residencial y Alcalá 120 y Seif-Procam (participadas por Caixa Cataluña). El grupo, asimismo, es el principal accionista del Racing de Santander, que no tiene por qué verse afectada por esta circunstancia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de marzo de 2008