Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Entre la escultura y el 'ninot'

La Universidad Politécnica revisa la relación entre arte y Fallas

La relación entre fallas y arte es tortuosa, aunque también sugestiva. Una ligazón compleja, que, en tiempos de colosalismo como los que vivimos, acostumbra a estar envuelta de polémica entre quienes defienden conceptos más transgresores para los monumentos y los que se acomodan en la repetición de modelos. Para ahondar en ello, y con una mirada positiva sobre esta relación, se inauguró ayer en la sala de exposiciones de la Universidad Politécnica de Valencia la muestra Falles i art. 40 anys transitant per la frontera. Así, hasta el 12 de marzo, el vicerrectorado de Cultura de esta universidad, con la colaboración de la Associació d'Estudis Fallers, propone una nueva visión de ambos mundos con sus nexos y divergencias, incidiendo en la influencia que, desde la década de los cincuenta, materias como la pintura, la escultura o el dibujo ejercen sobre el monumento fallero. Los organizadores consideran que estos dos mundos están unidos por definición, "pero habitualmente desmarcados". Sin embargo, cuando se refieren a la relación que pueden mantener, la califican como "simbiosis" y cuando hablan de sus posibles diferencias la refieren como "difusa línea". Por tanto, se trata de una muestra que revisa las posibilidades de desarrollo de esa conexión y que lo hace jalonada de ejemplos y de episodios.

Así, esbozos, maquetas y ninots de artistas falleros como Manolo Martín, Ricardo Rubert o Rafael Ferrando y de creadores plásticos como Miquel Navarro, Óscar Mora o Sigfrido Martín Begué, serán parte del recorrido del espectador. Aportaciones audiovisuales y hasta una falla plantada servirán para encender la reflexión sobre encuentros y desencuentros entre fiesta y arte. La falla -que, en plan vanguardia artística, ha sido bautizada como Instalació Efímera Combustible- arderá el día de la clausura de la exposición, para evidenciar la conexión que puede establecerse entre la cultura popular y la académica.

No es la única iniciativa estos días que rompe una lanza a favor de la evolución fallera. Esta tarde, de hecho, la asociación cultural Falla Mosén Sorell-Corona presenta en la Fnac-San Agustín su llibret de 2008, titulado Els camins de la innovació. En él se lleva a cabo un recorrido por lo que es y no es innovador en las fallas, incidiendo en los diferentes artistas que han aportado novedades estéticas a los monumentos y que se han desmarcado de cualquier clonación de trazos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 8 de febrero de 2008