El gran comercio de Sol abrirá los días de fiesta desde febrero

Las pequeñas tiendas aseguran que el cambio sólo favorece a las grandes

Sol será a partir de ahora zona de gran afluencia turística, lo que se traduce en que todos los comercios del barrio podrán abrir sus puertas todos los domingos festivos del año. Así lo anunció ayer el consejero de Economía y Consumo, Fernando Merry del Val. Cree que el cambio entrará en vigor el segundo fin de semana de febrero.

La nueva medida comenzará la segunda semana del mes que viene

La ley permite a los comercios de menos de 300 metros cuadrados abrir cualquier domingo si lo consideran oportuno. Igual trato tienen los declarados "de interés cultural", como las grandes librerías. En cambio, los comercios de mayor superficie tienen limitada su apertura en festivo (pueden abrir 22 días feriados este año). El cambio decidido por el Gobierno regional (la declaración como zona turística) permite a las grandes tiendas de Sol abrir todos los días del año.

Cerca de 1.000 comercios funcionan en el barrio de Sol. De ellos, según el consejero, podrán abrir los domingos unos 50 más de los que lo hacen en la actualidad. La mayoría de los locales de venta que superan los 300 metros cuadrados en la zona corresponden a grandes cadenas comerciales, como las tiendas de El Corte Inglés, Zara, Sfera, o H&M en Preciados y Gran Vía.

Uno de los paladines de esta iniciativa es la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (Anged), que aglutina a grandes centros comerciales, y cuenta con el apoyo del sector hotelero. La Comunidad afirma que, de las 26 organizaciones consultadas, cuatro han mostrado su negativa ante la apertura de las grandes superficies todos los días del año en Sol. Los sindicatos CC OO, UGT y la Federación de Asociaciones Sindicales se oponen a la resolución del Gobierno regional, así como la Confederación Española de Comercio y la Confederación de Organizaciones de Pequeñas y Medianas Empresas de España (COPYME). Acusan al Gobierno regional de ceder a las presiones de las grandes distribuidoras y subrayan que la decisión puede ser perjudicial para comercios de otras zonas.

"Los pequeños y medianos comerciantes no podemos competir con esto", afirma Carlos Melado, gerente de una empresa con tres zapaterías en el centro. "No podemos asumir los costes de tener al personal empleado todos los domingos", explica.

El concejal socialista David Lucas lamentó ayer que la decisión no se hubiera consensuado. IU anunció que recurrirá ante los tribunales la declaración de la zona de Sol como área de gran afluencia turística.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción