Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil detiene a dos etarras armados en Mondragón

Los activistas están relacionados con un terrorista arrestado hace un mes

Agentes de los Grupos Antiterroristas Rurales (GAR) de la Guardia Civil detuvieron ayer en Mondragón (Guipúzcoa) a dos supuestos miembros legales (sin fichar) de ETA. Los presuntos terroristas, que portaban sendos revólveres envueltos en plástico, habían recogido las armas recientemente, según indicaron fuentes policiales.

Aunque no se facilitaron de forma oficial las identidades de los dos activistas, dichas fuentes avanzaron que los arrestados son Igor Portu Jaurarena y Martín Sarasola, ambos naturales de Lesaka (Navarra). Portu trabaja como técnico de la Mancomunidad de Servicios Sociales de Bortziriak, que comprende cinco ayuntamientos. Las detenciones se produjeron sobre las 13.00 en un control de carreteras de los GAR, aunque los agentes estaban sobre la pista de ambos desde hacía tiempo, según fuentes de la lucha antiterrorista.

La Guardia Civil relaciona las detenciones con la de Gorka Lupiañez Mintegi, arrestado también por una patrulla de los GAR hace un mes en Berriz (Vizcaya). La investigación reveló que la dirección del aparato logístico de ETA (llamado Ekintza Logistika Saila o Elosa) le había encargado desplegar una nueva infraestructura para entregar material a los comandos que están ya en Euskadi o entren en el futuro para atentar. La operación seguía anoche abierta y no se descartaban registros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 7 de enero de 2008