La Copa del América benefició a la economía en 2.724 millones

El Consell vincula al evento 73.859 nuevos empleos de 2004 a 2007

La Copa del América también da alegrías. Con la incertidumbre sobre la celebración de las próximas regatas como telón de fondo, el Consell presentó ayer el estudio definitivo de la repercusión económica de la 32 edición que finalizó el pasado julio en Valencia. El evento ha supuesto "un antes y un después" para la ciudad y la Comunidad Valenciana en términos de impacto sobre la renta y el empleo, aseguró el vicepresidente económico del Consell, Gerardo Camps, tras comentar las principales cifras del maná de euros que han dejado las regatas entre 2004 y 2007.

La celebración de la Copa ha implicado una inyección de gasto de 2.767,9 millones de euros en esos años aportados por las administraciones públicas -especialmente en inversiones para infraestructuras-, de los equipos de la competición, turistas y medios de comunicación. El efecto de ese gasto sobre la economía se traduce en un beneficio de 2.724 millones de euros, un impacto sobre la renta valenciana surgido de la actividad de la Copa que Camps consideró "muy importante". De hecho, multiplica por diez el dinero dejado por las regatas en 2003 en Auckland (Nueva Zelanda). Además, el estudio del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE) vincula al evento la creación de 73.859 empleos. El crecimiento asociado a la Copa significó un aumento anual de un 1% del PIB y del 1,1% en el empleo.Estudios de otras instituciones, de antes de la fase final de las regatas, preveían impactos mayores, de hasta 3.600 millones de euros, pero en todo caso coincidían en el notable impulso a la economía, e incluso comparaban la aportación de la Copa con la de unos Juegos Olímpicos. Los sectores más favorecidos han sido el de servicios, que concentró más de la mitad del beneficio (1.541 millones de euros) y creó el mayor número de empleos (46.969), y la construcción, que generó un impacto de 743 millones y 18.292 empleos.

Los resultados del informe del IVIE superan las previsiones que hizo hace un año por la gran afluencia de turistas en los últimos meses de la Copa, cuando se alcanzó el total de 5,7 millones de visitantes. El estudio, no obstante, se centra en los que han vinculado su estancia a las regatas, como puntualizó el investigador del IVIE Joaquín Maudos. El gasto directo por la Copa de 2,4 millones de turistas contabilizados así asciende casi a 124 millones de euros en los 95 días de regatas. Maudos también resaltó el desembolso de los megayates de la dársena del puerto, de 25,1 millones.

No obstante, la inyección económica más fuerte ha corrido a cargo de las administraciones públicas -especialmente en inversiones, que suponen el 74% del gasto total- y los equipos de vela participantes. Del total de 2.767,9 millones de gasto, el IVIE atribuye 1.247 millones (el 45%) al Plan de Acción para la Copa del Consell. Éste incluyó actuaciones de todo tipo de las consejerías -desde obras a ayudas al turismo pasando por escuelas de vela-, en parte ya previstas antes de que Valencia fuera sede de la regata. La mayoría de inversiones que se han tenido en cuenta son infraestructuras de transportes, entre las que destaca la línea de metro entre el puerto y el aeropuerto. Pero también se incluye el centro de salud de la Malva-rosa, que ya llevaba años presupuestado y que si bien se contempló como hipotético destino de heridos de la Copa en un caso urgente, no se inauguró hasta el pasado octubre, acabada la regata.

Al Consorcio Valencia 2007, de las tres administraciones, se le adjudica un gasto de 441,1 millones de euros (15,9%), que asumió el Gobierno para remodelar la dársena interior del puerto y abrir un nuevo canal al mar. Son las obras de mayor incidencia en la Copa, ya que configuraron el epicentro de la competición. Al Ejecutivo se le asignan otros 288,4 millones (10,4% del gasto) en el aeropuerto de Manises, puertos, carreteras y la reforma del Parador de El Saler, terminada parcialmente al final de las regatas. El Ayuntamiento de Valencia contribuyó con un endeudamiento de 64,8 millones de euros con los que, entre otras obras, reformó la avenida del Puerto. Los 12 equipos, incluido el vencedor Alinghi, gastaron en Valencia entre todos 355 millones (12,8% del total).

El volumen de negocio que generaron las inversiones y consumos asociados a la Copa alcanzó los 5.748 millones de euros, que finalmente aportaron un valor añadido a la economía de 2.723,6 millones de euros. Una nueva Copa, pendiente de un litigio entre equipos, partiría de un esfuerzo inversor mucho menor. Las obras necesarias están hechas. "Si descontamos el esfuerzo inversor y sólo tenemos en cuenta el gasto corriente, el impacto económico ha supuesto 686 millones de euros y 17.100 empleos" generados por turistas, medios de comunicación y la organización de la Copa, la empresa ACM, dijo Camps. Éste sería el punto de partida de unas regatas de momento sin fecha y con una reunión pendiente del Gobierno, el Consell y el Ayuntamiento con ACM para aclarar el futuro del contrato de Valencia como sede de la Copa.

El impacto económico de la Copa

- Gasto total. La celebración de las regatas ha supuesto un gasto, especialmente en inversiones, de 2.767,9 millones de euros por parte de las administraciones públicas, equipos y visitantes.

- Beneficio sobre la economía. El impacto sobre la renta de la Comunidad Valenciana se cifra en 2.724 millones de euros.

- Empleo. La Copa del América ha generado 73.859 empleos, la mayoría en servicios y construcción.

- Crecimiento del PIB. Un aumento anual cercano al 1%.

Sobre la firma

Sara Velert

Redactora de Internacional. Trabaja en EL PAÍS desde 1993, donde ha pasado también por la sección de Última Hora y ha cubierto en Valencia la información municipal, de medio ambiente y tribunales. Es licenciada en Geografía e Historia y Máster de Periodismo UAM-EL PAÍS, de cuya escuela ha sido profesora de redacción.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS