Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia imputa ocho delitos al alcalde de Totana y confirma su prisión

El gobierno murciano no ve motivos para asumir la gestión del urbanismo

La Audiencia Provincial de Murcia ratificó ayer la prisión incondicional contra el alcalde de Totana, José Martínez Andreo (PP), el único de los 13 detenidos por una presunta trama de corrupción urbanística en el municipio murciano que permanece en la cárcel. La justicia investiga si el regidor favoreció a amigos suyos cediéndoles suelo municipal a cambio de que éstos beneficiasen al municipio, cosa que no hicieron.

El Ayuntamiento, del PP, considera "desproporcionada" la decisión judicial

Los magistrados de la Sala acordaron ayer, tras dos días de deliberaciones, desestimar el recurso de apelación de la defensa de Martínez Andreo "pues los hechos que se refieren revisten apariencia delictiva y son presuntamente constitutivos de, al menos, los delitos de tráfico de influencias, prevaricación, de omisión del deber de perseguir determinados delitos, y falsificación de documentos públicos".

Fuentes de la investigación elevan el número de infracciones penales que se achacan al alcalde hasta ocho, añadiendo los presuntos delitos de cohecho, falso testimonio (al mentir presuntamente ante un juez sobre un convenio de unas obras de un colegio), malversación (al negociar contratos a bajo precio) e infidelidad en la custodia de documentos públicos (al tener presuntamente documentación del ayuntamiento en su casa y tratar de destruirla). El auto sostiene que existen "indicios razonables de la participación de Martínez Andreo en la ejecución de los delitos, según se desprende de las pruebas que se refieren en el auto reservado".

Además, los jueces sostienen que, al estar el proceso en la fase inicial de investigación, con la prisión se impide que el alcalde "interfiera, oculte o destruya las fuentes de prueba". La medida trata de que no se repita un intento de destruir documentos.

El portavoz del Gobierno murciano, Juan Antonio de Heras (PP), advirtió ayer que para "intervenir las competencias urbanísticas de un ayuntamiento hay que tener no sólo muy contrastados los hechos, sino que tienen que ser reiterados y especialmente graves". En su opinión, "hasta ahora no hay suficientes causas o indicios como para poder actuar de una forma tan contundente".

El portavoz del Gobierno municipal en Totana, José Antonio Valverde Reina (PP), leyó un comunicado en el que consideró "desproporcionada" la decisión del tribunal. Valverde, acompañado por 11 miembros del equipo de gobierno municipal, compareció en el salón de plenos acompañado por una silla vacía que, según dijo, representa el apoyo que muestran a Andreo.

En Totana hay dos tramas urbanísticas. La primera afecta al empresario Manuel Núñez y al diputado del PP en Murcia Juan Morales por una gran recalificación de suelo rústico. Morales, antecesor de Martínez en la alcaldía, ha sido expulsado del PP. La segunda afecta al actual alcalde.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 22 de diciembre de 2007