_
_
_
_

Las viudas del 'Nuevo Pepita' aún carecen de pensión

El plazo medio para cobrar es de 13 días, pero han pasado ya casi tres meses

Han pasado casi tres meses desde que el Nuevo Pepita Aurora naufragó cuando regresaba a Barbate (Cádiz). Cinco marineros murieron en este accidente; otros tres continúan desaparecidos. Sus mujeres, que dependían para mantener a sus familias del salario de los pescadores, aún no han cobrado su pensión de viudedad.

El próximo 5 de diciembre se cumplirán 90 días desde su fallecimiento. Es el plazo máximo que estipula el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) para resolver y notificar una pensión de este tipo, aunque no el habitual. De hecho, el INSS sostiene que, por norma general, "la resolución y pago de las solicitudes de pensión de viudedad y orfandad deben producirse antes del último día del mes siguiente al de su presentación, de manera que a las rentas percibidas por el fallecido en el último mes como trabajador en activo o como pensionista le siguen, sin solución de continuidad, las de la primera mensualidad como pensionista de los beneficiarios de estas pensiones". En su página web, este organismo informa además de que el plazo medio actual para la resolución de una pensión de viudedad está en 13 días.

La situación de las viudas de los marineros de Barbate se agrava porque, en la mayoría de los casos, el sueldo de los fallecidos era el único ingreso de la familia. Las mujeres contaban con esta aportación para hacer frente a los gastos diarios. Pese a que algunas ya han recibido la confirmación de que sus solicitudes han sido aprobadas, ninguna ha cobrado todavía. Desconocen también la cuantía final de estas pensiones, aunque calculan que rondarán entre los 400 y los 600 euros, en función del número de miembros de la unidad familiar.

El Ayuntamiento de Barbate aprobó anoche una moción conjunta para exigir al INSS que acelere la tramitación de las pensiones de estas vecinas. Precisamente las pensiones se solicitaron a través del Consistorio bárbateno, que se prestó a hacer de intermediario para evitar complicaciones a las familias y tratar de conseguir que las ayudas fueran tratadas con urgencia.

La estrategia no ha surtido efecto. "No tiene explicación que hoy sigan sin cobrar, porque se tramitaron rapidísimo y de forma conjunta", se extraña Manuel Benítez, portavoz del Partido Andalucista en el Ayuntamiento y proponente de la moción.Las viudas están usando los seguros que tenían suscritos los pescadores con la compañía Mafre. La Junta de Andalucía ofreció un adelanto a las familias, para que pudieran contar con parte de este dinero antes de que se resolvieran sus expedientes. Los pagos de estas indemnizaciones han variado entre los 12.000 y 48.000 euros dependiendo de la situación de cada familia. A esta suma hay que añadir alrededor de 6.000 euros del seguro que cubre Mutua Gallega, empresa que tenía asegurado al cerquero Nuevo Pepita Aurora.

Confiadas en que pronto recibirían las pensiones de viudedad, algunas de ellas han ingresado las indemnizaciones en una cuenta a plazo fijo. Ahora, cuando se ven en la necesidad de acudir a estos fondos, encuentran que las condiciones bancarias le impiden acceder a su dinero.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El Ayuntamiento ha tratado de ayudar a las familias con la compra, por ejemplo, de material escolar para los huérfanos. También la Cofradía de Pescadores ha destinado la recaudación de algunas de sus ventas a las familias afectadas.

Las mujeres de Francisco Clac, Manuel Buena y Manuel Reyes tendrán que esperar todavía más para recibir alguna ayuda económica. Los cuerpos de sus maridos no han aparecido, por lo que tendrán que dejar pasar un periodo de tres meses hasta que los pescadores sean dados por muertos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_