Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La deuda de Valencia cuesta cada día 263.000 euros

Carmen Alborch, portavoz socialista en el Ayuntamiento de Valencia, y el concejal Juan Ferrer denunciaron ayer la falta de transparencia de los presupuestos municipales. "Si fueran transparentes, los ciudadanos sabrían que este Ayuntamiento gasta cada día en pagar intereses por la deuda acumulada 263.000 euros, mientras a inversiones destina 174.000 euros", afirmó Ferrer.

Alborch defendió ayer que el presupuesto debe servir "para que los ciudadanos vivan mejor, para mejorar la salud de la hacienda local, para reducir el endeudamiento, para aumentar los ingresos y para mejorar la eficacia del gasto". Y agregó: "Las cuentas para 2008 nacen anticuadas porque no cumplen estas funciones, les falta transparencia, no reconocen la deuda real y los ingresos aumentan gracias fundamentalmente a la mejor gestión del Gobierno central". Ferrer precisó que el presupuesto evidencia que el Ayuntamiento no tiene dinero para cumplir las inversiones comprometidas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de noviembre de 2007