El TSJ permite a Barberá construir nichos sobre la fosa común republicana

El Ayuntamiento de Valencia podrá construir más nichos sobre la fosa común en la que están enterradas víctimas de la represión franquista contra republicanos tras la Guerra Civil. Así lo ha decidido la sección primera de la sala Contencioso-administrativa del Tribunal Superior de Justicia (TSJ). Las obras fueron paralizadas por orden judicial cuando la asociación Fòrum per la Memòria Històrica del País Valencià presentó un recurso contra el acuerdo del pleno del Ayuntamiento que daba luz verde a la ampliación del cementerio de Valencia que fue admitido por un juzgado de primera instancia. Ese juzgado, no sólo acordó la paralización cautelar de las obras, lo que obligó finalmente a la alcaldesa Rita Barberá a suspender el contrato firmado para ejecutarlas, sino que falló a favor de las pretensiones de la asociación. El colectivo reivindicaba una exhaustiva investigación sobre los restos y exigía para ello que no hubiera movimientos de tierras y que se permitiese la labor de los científicos para conocer los máximos detalles posibles sobre la fosa común republicana en la que sostienen que hay enterrados represaliados del franquismo.

Ahora, la sala que preside Edilberto Narbón ha anulado dicha sentencia. Según la argumentación de la sala, el Fòrum, constituido después de que se conociera el proyecto de ampliación del cementerio, no está legitimado para defender los derechos fundamentales del honor, la creación científica y artística y la igualdad. El TSJ considera que esos derechos son de titularidad individual y que en caso de que se diese una hipotética vulneración de los mismos serían sólo los familiares directos o las personas específicamente señaladas por las víctimas quienes tendrían legitimidad para defenderlos. En ningún caso, para el TSJ, la asociación. La sala sostiene que no debió admitirse el recurso contra el Ayuntamiento.El Foro per la Memòria Històrica del País Valencià recibió ayer el fallo con sorpresa. Amparo Salvador, portavoz del colectivo, dijo: "Vamos a tomarnos unos días para analizar con detalle la sentencia y acordar qué hacemos a partir de ahora". La abogada Mercè Teodoro empezó ayer con el estudio jurídico del pronunciamiento del TSJ, sobre el que también aportarán su opinión otros letrados. De momento, Salvador afirmó: "Es sorprendente que el TSJ diga que nosotros no tenemos legitimidad para defender los derechos individuales de las víctimas. Entendemos que es una obligación defender los derechos de quienes están indefensos, de quienes no pueden defenderse".

El fallo no entra en el fondo de la cuestión. La deslegitimación del Foro sirve para no entrar a decidir sobre la necesidad de preservar el espacio de la fosa para investigar y honrar a las víctimas. Antonio Arnau, también integrante del Fòrum, afirmó: "No creo que el FMPV se arrogue derechos personales de las víctimas, sino defiende derechos colectivos a la Memoria y ejerce derechos ciudadanos a preservar el único espacio que queda sin destruir en el Cementerio del que ocuparon las Fosas. El no representar a descendientes directos por causa individualizada de alguna víctima fue esgrimido por la fiscalía y alegado y justificado por nuestra abogada y admitido por la jueza".

Memorial

Y agregó: "Defendemos que se preserve para poder documentar esa Memoria y, en ese espacio, poder levantar un Memorial a quienes en su día no tuvieron, como dice la sentencia, ni el derecho a que sus familiares conociesen su destino". Antonio Montalbán, candidato de Compromís al Congreso, explicó ayer que ayer compartía las tesis del TSJ y que espera, a pesar del fallo, que "la alcaldesa mantenga su compromiso de no construir donde reposan los restos de las víctimas".

La Fundación Societat i Progrés, a través de Matías Alonso, también mostró su desacuerdo con el fallo. Según dijo, "el TSJ ha asumido las tesis de la Fiscalía, que intentó que el Forum no pudiera personarse, pero no entra en el fondo de la cuestión y resulta muy triste comprobar que ésta es la única ciudad de Europa que ha llegado a pleitear en contra de la memoria de la mitad de sus ciudadanos". El Ayuntamiento, por su parte, aprovechó el fallo judicial para criticar una vez más al Fòrum y a quienes apoyan su causa calificándolo de "temerario".

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 23 de noviembre de 2007.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50