Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Russafa sale a la calle para defender un parque y exigir un colegio de primaria

La lluvia que cayó en la tarde de ayer no consiguió retener en sus casas a los dos centenares de vecinos que habían anunciado una manifestación por las calles del barrio valenciano de Russafa. Como en otras ocasiones, padres, madres, niños y abuelos, animados por la Batucada de Natzaret, protestaron por el retraso de años en la construcción de un colegio de primaria en la calle de Puerto Rico. El proyecto se aprobó inicialmente en noviembre de 2003, pero está estancado. La Consejería de Educación no avanza en la tramitación, y el Ayuntamiento de Valencia aún no ha expropiado el suelo, que está grafiado como público en el plan general, según señaló la Plataforma per Russafa.

El parque de Manuel Granero también está en el centro de la preocupación en Russafa. Los vecinos recelan de las promesas municipales de que no se hará un aparcamiento si con ello se destruye el jardín y se talan los árboles. La plataforma se quejó, además, de la intención de Ayuntamiento y Generalitat de invertir siete millones de euros en la urbanización de varias calles en el barrio en vez de gastar ese dinero en el colegio pendiente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de octubre de 2007