La constructora vinculada a la familia Soler levantará el nuevo Mestalla

El Valencia CF adjudica a Fomento y Bertolín el inicio del proyecto por 100 millones

Tras cuatro horas de reunión, el presidente del Valencia, Juan Soler, confirmó ayer que será la Unión Temporal de Empresas (UTE) integrada por Fomento de Construcciones y Contratas (FCC) y Bertolín, la constructora con la que habitualmente ha trabajado la familia Soler, la encargada de las dos primeras fases del proyecto de edificación del nuevo estadio de Mestalla. Está por decidir si será esta misma UTE, alguna de las otras dos que optaban a la concesión o una tercera en discordia la que trabaje en la fachada y los equipamientos del futuro coliseo valencianista.

Era un secreto a voces desde hace meses. Pero no fue hasta ayer, cuando el máximo accionista del Valencia hizo oficial el anuncio. Sin muchas explicaciones ni ofrecer demasiadas razones sobre el porqué ésta y no otras, Juan Soler confirmó que la UTE formada por Fomento y la constructora valenciana Bertolín sería la encargada de levantar el nuevo Mestalla.

"Las obras se verán muy pronto", aseguró el presidente de la entidad.

Soler explicó que el Consejo de Administración del Valencia ha seguido para tomar esta decisión las recomendaciones efectuadas por Alejandro Escribano y José Luis Martínez Morales, los encargados de estudiar los tres proyectos que se presentaron a concurso. Además del proyecto de Bertolín, se contaba con otras dos opciones: las UTE integradas por Ferrovial, Dragados ACS y Sedesa; y Acciona, Lubasa y Llanera.

FCC y Bertolín ha sido la que ha obtenido la mejor puntuación tras valorar tanto los aspectos económicos como sus posibilidades técnicas. Esta comunión de empresas era, de las tres, la que contaba con mayor experiencia en la construcción de estadios. En el currículum de FCC figuran estadios como el de Son Moix en Mallorca y la Nueva Condomina en Murcia. Por otro lado, Piluca Bertolín -hija del dueño de la sociedad con idéntico nombre- contrajo recientemente matrimonio con el conseller de Territorio y Vivienda en funciones, Esteban González Pons, muy próximo a Juan Soler.

El coste de estas primeras fases de edificación se eleva a entre 70 y 100 millones de euros, una tercera parte del coste total del proyecto, cuyo valor está calculado por la entidad valencianista entre 200 y 300 millones.

Por otro lado, el Juan Soler, explicó que espera cerrar esta semana sus negociaciones con el Ayuntamiento de Valencia, a quien el club debe ceder unos terrenos por valor de 45 millones de euros por la permuta de los 70.000 metros cuadrados en la avenida de Cortes Valencianas.

Sobre la firma

Nadia Tronchoni

Especialista de motociclismo de la sección de Deportes. Ha estado en cinco Rally Dakar y le apasionan el fútbol y la política. Se inició en la radio y empezó a escribir en el diario La Razón. Es Licenciada en Periodismo por la Universidad de Valencia, Máster en Fútbol en la UV y Executive Master en Marketing Digital por el IEBS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción