Los pactos electorales tras el 27-M

Concejales del PNV y EA renuncian a sus cargos por miedo a los radicales

La renuncia de los concejales del PNV y EA a acudir a los plenos por miedo a los radicales impidió la constitución de tres ayuntamientos en Vizcaya. En todos ellos (Ondarroa, Nabarniz y Mendexa), los peneuvistas han logrado la mayoría absoluta en votos pero la izquierda abertzale se atribuye la victoria al contabilizar las papeletas nulas más votos que las restantes candidaturas. Horas después, el PNV emitió un comunicado en el que aseguró que "garantizará en las próximas fechas" la constitución de estos consistorios. Sin explicar qué medidas concretas adoptará, afirmó que "pondrá en marcha los mecanismos necesarios que aseguren" su formación.

En Ondarroa, localidad costera de 10.000 habitantes y tradicional feudo de la izquierda abertzale, los candidatos ilegalizados de ANV y sus simpatizantes tomaron el edificio consistorial desde primeras horas de la mañana. A su interior sólo podían entrar las personas que decidía un joven que no se quiso identificar cuando fue requerido por un periodista. La Ertzaintza no llegó hasta 45 minutos antes del pleno, convocado a las 11 horas, y permaneció en la puerta del consistorio, sin intentar el desalojo de los radicales, que sumaban un centenar.

Sobre las 10 horas, el alcalde en funciones Aitor Maruri (PNV) telefoneó al consistorio y habló con el cabeza de lista de la ilegalizada ANV, Unai Urruzuno, para comunicarle que los nueve concejales del PNV y los dos de EA no irían al pleno. El edil elector de la coalición Ezker Batua-Aralar indicó el jueves a los miembros de ANV su no asistencia. El otro concejal que completa la corporación, Germán López (PP), si acudió al consistorio fuertemente escoltado por ertzainas y dijo que ha habido "presiones muy fuertes". Pero agregó que "esto [no acudir al pleno] hay que pensarlo antes de presentarse a unas elecciones,".

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 16 de junio de 2007.

Lo más visto en...

Top 50