Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Medio Ambiente vigila con 140 estaciones de control la calidad de las aguas de los ríos gallegos

Galicia cuenta en la actualidad con más de 140 estaciones de control de calidad de las aguas instaladas por la Confederación Hidrográfica del Norte en ríos de la comunidad. Según la información facilitada por el Gobierno central en una respuesta parlamentaria recogida por Europa Press, diez de estas instalaciones aportan datos sobre el estado de los cauces cada 15 minutos.

El organismo dependiente del Ministerio de Medio Ambiente realiza la vigilancia a través de la Red Integrada de Control de la Calidad de las Aguas, que recoge muestras manualmente para luego remitirlas a laboratorios encargados de su análisis. El dispositivo incluye un sistema automático de información que consta en Galicia de 10 estaciones automáticas de alerta, en las que se realizan controles continuados. Los resultados de este trabajo son enviados cada 15 minutos.

Tres de estas instalaciones automáticas están ubicadas en el río Miño, mientras que el resto se han construido en el Sil, en el Cabe (Lugo); en el río Ladra(Lugo); en el Neira (Lugo); en el Avia (Ourense); en el Tea (Pontevedra); y en el Limia (Ourense).

En su respuesta a la diputada del PP Ana Pastor, el Ejecutivo explica que en la cuenca baja del río Miño la incidencia más significativa es la contaminación de las aguas de la cuenca del río Louro por hexaclorociclohexano. Para estudiar la evolución de este contaminante, la red dispone de un dispositivo de control mensual de pesticidas en nueve estaciones situadas en la cuenca de estos cauces.

Asimismo, en la cuenca del río Louro se hace un seguimiento de la evolución de la calidad de las aguas subterráneas a través de dos campañas anuales -una en verano y otra en invierno-, de análisis en varios pozos existentes.

En 2006 entró en servicio una nueva red de control biológico en ríos, lagos y embalses, de acuerdo con la Directiva Marco de Aguas de la Unión Europea. El Gobierno central asegura que, con independencia de estos controles sistemáticos, se realizan otros análisis de la situación de los cauces gallegos "con carácter ocasional".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de abril de 2007