Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Encuesta del Instituto Opina

Gallardón mantiene la mayoría absoluta del PP en Madrid

El PSOE sube en intención de voto y gana uno o dos concejales, pero IU retrocede

El PP de Alberto Ruiz-Gallardón mantiene y amplía su mayoría absoluta en Madrid; el PSOE, con Miguel Sebastián al frente, sube en intención de voto, pero de poco le sirve, e IU está a punto de desaparecer como grupo político en el Ayuntamiento de la capital. Son las conclusiones de la última encuesta del Instituto Opina para EL PAÍS, que otorga al PP una intención de voto del 53%, 15 puntos por encima del PSOE y un 1,7% más de lo logrado en 2003. La gestión del alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, aprueba con un 5,8.

La encuesta fue realizada con 700 entrevistas telefónicas el pasado 22 de marzo, y sólo se refiere a la capital, no a la Comunidad de Madrid. Las elecciones municipales se celebrarán dentro de escasos dos meses, el próximo 27 de mayo. Las principales conclusiones del sondeo son las siguientes.

- Intención de voto. Si hoy se celebraran elecciones en Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón (PP) revalidaría la mayoría absoluta y con más apoyo aún que en 2003. Lograría un 53% de los votos -un 1,7% más que entonces y casi 10 puntos más que la suma PSOE-IU- y 31 o 32 de los 57 concejales del Ayuntamiento. El candidato socialista, Miguel Sebastián, conseguiría más votos que su predecesora Trinidad Jiménez (38% frente al 36,7% de hace cuatro años) y 22 o 23 concejales; mientras que IU, con Ángel Pérez de cabeza de lista, se desplomaría hasta el 5,5% -al borde de quedar sin representación municipal- y perdería un edil.

La encuesta elabora dos proyecciones de resultados: una respecto a la Corporación actual, con 55 concejales. En ese escenario, el PP logra 31 (uno más que ahora y mayoría absoluta), el PSOE 21 ediles (los mismos que tiene) e IU obtiene tres (ahora son cuatro). Pero la Corporación va a crecer hasta los 57 escaños para reflejar el crecimiento de población, y los resultados en ese caso serían los antedichos: 31 o 32 ediles populares (dos o tres por encima de la mayoría absoluta), 22 o 23 socialistas, y tres de IU.

A la pregunta "¿Quién cree usted que será el futuro alcalde?", el 78,4% está convencido de que será Ruiz-Gallardón -de hecho, sólo uno de cada cinco votantes del PSOE confía en la victoria de su líder-. Cuando se plantea "¿Y quién preferiría usted que lo fuera?", las diferencias se acortan un poco, aunque la mayoría (53%) prefiere que siga el actual alcalde, frente a un 32,1% al que le gustaría que ganara Sebastián.

El 19% de quienes votaron al PSOE o a IU en 2003 quiere que la victoria sea esta vez para Ruiz-Gallardón, mientras que sólo un 2% de los que dieron su voto al PP apuesta ahora por Sebastián.

La situación de IU es más que delicada. El porcentaje mínimo exigido para tener representación en el Ayuntamiento es del 5%, y según la encuesta la formación de izquierdas obtendría en este momento un 5,5% (que se traduce en tres concejales). Hace un año, cuando la candidata era aún Inés Sabanés, la intención de voto de IU era del 8%. En las elecciones de 2003 esa misma candidata logró el 7,2% y cuatro ediles.

- Valoración de líderes. Con las grandes obras que han marcado el mandato ya casi finiquitadas y muchas de ellas inauguradas, la gestión de Ruiz-Gallardón obtiene una nota media de 5,8 -hace un año era de 5,4-. La mayoría de la población (52,1%) cree que no es necesario un cambio de partido en el Gobierno municipal; e incluso uno de cada cinco votantes del PSOE y de IU prefieren que siga gobernando el PP.

Esa misma nota de 5,8 (sobre 10) recibe Ruiz-Gallardón como candidato, el único que aprueba; Sebastián logra un 4,3 y Ángel Pérez un 3,6. El dirigente del PP es el mejor visto por sus propios votantes, que lo califican con 7,1; los socialistas dan un 6 a su candidato, y los votantes de IU -formación que en Madrid ha vivido una fuerte guerra interna en los últimos meses- apenas conceden a Pérez un 5 raspado.

- Problemas ciudadanos. PSOE e IU han centrado su política de oposición en las grandes obras de infraestructuras impulsadas por el PP y que han tenido levantada la ciudad durante cuatro años; sin embargo, esa cuestión figura en cuarto lugar en la lista de preocupaciones de los madrileños (la cita un 29% de los encuestados), por detrás de la seguridad ciudadana (que preocupa al 38%), el tráfico (31%) y la vivienda (29,1%). La inmigración supone un "problema del municipio" para uno de cada cinco madrileños; por el empleo precario protesta el 12%, y mucho más abajo en la lista aparecen las dificultades para aparcar, la limpieza, la contaminación o los impuestos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 26 de marzo de 2007