Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EHAK vota con el tripartito y el PSE a favor del diálogo sin violencia

El Parlamento aprobó ayer una propuesta del tripartito, pactada luego con EHAK y apoyada parcialmente por el PSE, que aboga por el respeto a las reglas del juego como elemento "esencial" para alcanzar la paz y la normalización y por la "ampliación del consenso entre diferentes sin ningún tipo de expresión de violencia, chantaje o extorsión".

El PSE respaldó esa parte del texto, cuya votación desglosada pidió, tras señalar su portavoz, José Antonio Pastor, que es de "tremenda importancia política" el apoyo por los abertzales a ese enunciado. Su portavoz, Nekane Erauskin, le precisó luego que hay muchos tipos de violencia y que la izquierda abertzale sufre la que, a su entender, deriva de la ley de Partidos. De hecho, la proposición aprobada recoge en último lugar, sin citarla, una reivindicación frente a la ley de Partidos y a favor del derecho de "todas las fuerzas políticas de Euskadi" a participar "en igualdad de condiciones en la vida política".

El punto sobre la ausencia de violencia y otro en el que se pide a "los representantes del pueblo vasco" una actitud "abierta, generosa y positiva", obtuvieron 50 votos a favor y 15 en contra.

Los socialistas no secundaron, sin embargo, y optaron por la abstención otros dos puntos de la iniciativa del tripartito y EHAK, que quedaron aprobados con los 37 votos que sumaron esas cuatro fuerzas y Aralar.

El primero proclama que "el diálogo político sin exclusiones" es "un medio esencial" para alcanzar la normalización y que su práctica no puede ser objeto de reproche, ni social ni judicial. Tras argumentar así, el Parlamento proclamó su solidaridad con los encausados "a causa de su apuesta por el diálogo político", es decir, el lehendakari y los dirigentes del PSE y Batasuna que se entrevistaron entre ellos. La Cámara tomó así posición en el enfrentamiento del Ejecutivo con el Tribunal Superior.

El PP se opuso en su integridad al texto y acusó al PSE de querer ver novedades "donde no las hay". Su portavoz, Leopoldo Barreda se apoyó, para hacer esa afirmación, en las palabras aclaratorias de la propia portavoz abertzale sobre la "violencia" de la ley de Partidos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 3 de marzo de 2007