Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:INFANTIL Y JUVENIL

Historias para estar despiertos

Sugerencias de algunos de esos títulos que los menores empiezan a leer y no quieren soltar hasta acabar la lectura. Historias de aventuras, de misterio, de fantasía, que muestran la naturaleza humana, o temas de actualidad en narraciones ágiles y amenas. Una manera de ampliar los horizontes literarios.

Además de la espectacular oferta de libros especiales que inundan cada año las librerías por Navidad, convirtiéndolas prácticamente en jugueterías, la edición infantil-juvenil ha sido también generosa este año con los libros normales, esos que ofrecen, sencillamente, lo que siempre cabe esperar de los libros: buenas historias. La selección que ofrecemos a continuación, con la última hornada de novedades, es una buena muestra del interesante panorama literario para menores, que no menor, que presenta uno de los sectores más activos e innovadores de la edición española.

Cabe destacar, en primer lugar, la recuperación de dos clásicos del siglo XX, especialmente recomendables para lectores de 8-10 años en adelante: la saga de Los Mumin, de Tove Jansson (Siruela) y las novelas de Enid Blyton (RBA-Molino). La primera, compuesta por ocho títulos, de los que se ha publicado el primero, La llegada del cometa (1946), es una fantasía encantadora, protagonizada por los mumin, personajillos inspirados en los trolls nórdicos pero con todas las virtudes y defectos de los humanos. Con ellos, Jansson (1914-2001) creó un mundo feliz y ejemplar para mostrar lo mejor del ser humano, en contraposición a la conflictiva realidad social de los años cuarenta del pasado siglo. Fantasía, humor, tierna ingenuidad y aventuras sorprendentes en unos libros maravillosos que le valieron a la autora finlandesa, entre otros, el Premio Andersen de 1966.

De la inglesa Enid Blyton, auténtico fenómeno editorial de los años sesenta-setenta en España (y en todo el mundo, con más de cien millones de ejemplares vendidos), RBA-Molino ha comenzado a reeditar sus cuatro series más populares: aventura, misterio, y las de los internados femeninos Santa Clara y Torres de Malory. Denostada por los adultos (sus novelas de pandillas, un género a partir de ella, no se consideraban precisamente formativas) y compulsivamente devorada por los niños (había listas de espera en librerías y bibliotecas para conseguir ejemplares), treinta años después, la eficacia narrativa de la señora Blyton sigue siendo ejemplar: sus historias, aunque con tramas previsibles y repetitivas, son contundentes y redondas; sus personajes, apenas dibujados con cuatro trazos, responden perfectamente a ese simple retrato y actúan como corresponde; las aventuras, peripecias y casos detectivescos siempre están resueltos con ingenio y toques de humor; el ritmo narrativo es ágil, sin tiempos muertos ni titubeos que impacienten al lector. La autora sabe exactamente lo que quiere contar y lo cuenta estupendamente, cosa que no puede decirse de la mayoría de libros de pandillas posblytonianos...

Para lectores de 12 años en adelante, las novedades -tres entretenidas novelas de intriga- tienen nombres españoles: Andreu Martín, Javier Alfaya y Fernando Lalana. El primero aborda nuevamente su especialidad, la novela negra, en la serie juvenil Asesinatos en Clave de Jazz, un homenaje al famoso Pepe Carvalho de Vázquez Montalbán, de la que se ha publicado el primer título, El blues del detective inmortal (Edebé). Un intrigante caso policiaco, relacionado con los desaparecidos de la dictadura militar argentina y protagonizado por un grupo de jóvenes aspirantes a músicos que, intentando progresar en su carrera, van a parar al sórdido submundo de delincuentes y mafias del casco antiguo de Barcelona. La novela, que desarrolla en paralelo la trama detectivesca y el proceso de maduración musical de los chicos de la banda, ofrece el aliciente añadido de un CD con la "banda sonora de la novela", interpretada por el joven saxofonista catalán Dani Nel.lo y su grupo.

Javier Alfaya, con El chico rumano (Anaya), propone una mirada a la actualidad de ahora mismo, a través de la peripecia, casi rocambolesca, de un maduro traductor madrileño, de vida tranquila y ordenada, que decide hacerse cargo de un niño rumano a quien encuentra abandonado y enfermo en la calle. Un gesto espontáneamente compasivo, raro en él -un solitario poco amigo de complicaciones-, que tendrá consecuencias inesperadas y que le convertirá en un insólito hombre de acción, enfrentado a una banda de delincuentes que persigue al menor.

Fernando Lalana, por su parte, pone en danza una vez más a Fermín Escartín, el antiguo profesor universitario reconvertido en detective que ha protagonizado ya algunas de sus novelas, en La tuneladora (Bambú). El peculiar investigador privado tendrá que resolver la misteriosa desaparición del ingeniero responsable de la máquina que perfora los túneles del metro de Zaragoza. Un inquietante relato, mezcla de terror y de intriga policiaca, aderezado con el humor y la ironía que caracterizan al autor.

Finalmente, y también para lectores adolescentes, dos nuevas series de producción propia en la línea de aventuras fantásticas. Una de ciencia-ficción, La Torre y la Isla, de Ana Alonso y Javier Pelegrín, que se abre con su libro primero, La llave del tiempo (Anaya), y otra de fantasía medieval, El Ejército Negro, firmada por Santiago García-Clairac, de la que acaba de publicarse la primera entrega: El libro de los sueños (SM).

La llegada del cometa. Tove Jansson. Ilustraciones de la autora. Traducción de Peter Wessel. Siruela. Madrid, 2006. 176 páginas. 14,90 euros.

Aventura en la isla. Enid Blyton. Traducción de Guillermo López Hipkiss. RBA-Molino. Barcelona, 2006. 256 páginas. 8,50 euros.

El blues del detective inmortal. Andreu Martín. Edebé. Barcelona, 2006. 278 páginas. 16 euros.

El chico rumano. Javier Alfaya. Anaya. Madrid, 2006. 142 páginas. 7,30 euros.

La tuneladora. Fernando Lalana. Bambú. Barcelona, 2006. 212 páginas. 11,50 euros.

La llave del tiempo. Ana Alonso y Javier Pelegrín. Anaya. Madrid, 2006. 380 páginas. 12 euros.

El reino de los sueños. Santiago García-Clairac. SM. Madrid, 2006. 636 páginas. 19,50 euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 27 de enero de 2007