Convivencia en las aulas

La UE se fija en el plan andaluz contra la violencia

1.600 centros se han adherido ya al programa Escuela Espacios de Paz para fomentar la tolerancia

La Unión Europea ha puesto sus miras en Andalucía para fomentar el intercambio de experiencias y estrategias educativas con varios países de Latinoamérica. El Foro Eurosocial, organismo que tiene como objetivo reforzar la cohesión social en América Latina a través de la mejora de políticas para la educación, ha escogido el Plan Escuela Espacio de Paz andaluz como modelo a seguir para combatir la violencia escolar y mejorar la convivencia en los centros. Con su director a la cabeza, Francesco Mazzone, los miembros del foro acompañaron a finales del mes de noviembre a 40 funcionarios y técnicos de España, Italia y 11 países de América Latina (México, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Colombia, Venezuela, Uruguay y Chile) en una visita en la que conocieron de primera mano las estrategias y medidas recogidas en el Plan Escuelas Espacio de Paz, al tiempo que visitaron dos centros malagueños donde dicho programa se aplica desde 2001 con excelentes resultados.

Más información
Problemas resueltos en el aula
"Faltan comisiones de convivencia"
Medidas para evitar ambientes viciados

"Lo que más nos ha llamado la atención es que en cuatro años de existencia de este plan las autoridades hayan conseguido involucrar a casi la mitad de los centros educativos de Andalucía, que están plenamente convencidos de la utilidad de llevar adelante este trabajo", explicaba durante la reunión con técnicos del programa y de la Delegación de Educación malagueña el ministro de Educación de la provincia argentina de La Rioja, Fabián Alejandro Calderón. Calderón se mostró sorprendido por el elevado número de centros que se han acogido a este plan para combatir la violencia escolar pese a que no tiene carácter obligatorio ya que son los propios colegios e institutos los que han de solicitar su adhesión.

Y es que, la Consejería de Educación asegura que ya le ve color al plan que puso en marcha en 2002 para atajar el aumento de los conflictos escolares. José Antonio Binaburo, coordinador regional de la red Escuela Espacio de Paz confirma que se han reducido las peleas entre alumnos y las faltas de respeto hacia los profesores. El descenso ha sido más acusado en los institutos de Secundaria que tenían más dificultades para mantener el orden. En concreto, Binaburo sostiene que la sanción más recurrente, la expulsión, se ha reducido a la mitad o incluso más en esos centros conflictivos.

La palabra clave es mediación. En el IES Portada Alta de Málaga, uno de esos institutos que lidiaba a diario con problemas de convivencia, hay profesores que ejercen como árbitros si hay conflictos y también con alumnos mediadores. Victoria Toscano, vicedirectora del centro, atestigua que la labor conciliadora ya ha dado fruto. "Se nota. Es uno de los medios que tenemos para evitar las expulsiones, que sigue habiéndolas, pero menos que antes".

Técnicas para todos

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El caso del IES Portada Alta no es excepcional. Todos los institutos de Málaga cuentan ya con profesores formados para hacer de negociadores -al menos uno por centro- y la Administración traslada ahora estas técnicas a los alumnos. En la capital hay 400 jóvenes listos para conciliar a sus compañeros y otros 240 en municipios como Ronda, Marbella, Torrox, Cómpeta, Benalmádena y Mijas. Es lo que se llama "mediación entre iguales". Ayuntamientos como el de Málaga han colaborado con la Junta en la organización de cursos de 40 horas que adiestran tanto en la prevención como en las técnicas de negociación.

Problemas que el pasado curso tuvieron gran repercusión entre la comunidad educativa malagueña. Media docena de casos sonados, como el de un padre que propinó un cabezazo al profesor de su hija en febrero pasado, provocaron una movilización sin precedentes que tuvo su punto álgido en la manifestación del pasado 9 de marzo. Más de 2.000 profesores salieron a la calle en Málaga para pedir más medios contra la violencia. El fruto de aquella contestación social fue el anuncio de un decreto por parte de la Consejería de Educación.

Esta nueva norma reforzará la figura de los mediadores y, según Binaburo, incluirá novedades como que todos los centros deberán tener un aula de convivencia y un plan específico sobre esta materia. Otras medidas son el refuerzo de la figura del tutor y de los equipos de orientación. El ejercicio de la negociación en conflictos suele desembocar en acuerdos entre las partes enfrentadas. Éstas se comprometen a cumplir lo pactado y el mediador, por su parte, a hacer un seguimiento del acuerdo alcanzado. El objetivo que se persigue es rebajar el porcentaje del 2% de alumnos que se vieron implicados en 2005 en algún acto que afectaba a la convivencia en el centro escolar. Según datos del Informe sobre Convivencia en los Centros Educativos que se realiza en colegios e institutos de la comunidad, 16.400 estudiantes de un total de más de un millón de escolares protagonizaron algún episodio de este tipo, acaparando los varones el 82% de las faltas detectadas.

Este curso 2006-2007, la Consejería de Educación ha duplicado el número de colegios e institutos que se han acogido al programa Escuelas Espacio de Paz. Un total de 1.600 centros desarrollarán estos programas orientados a fomentar la tolerancia y la prevención de la violencia.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS