Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Renfe planea una línea Sevilla-Benacazón y rescata la conexión con La Cartuja

Las administraciones central, autonómica y local se han puesto de acuerdo en el diagnóstico, tal y como refleja el recién aprobado Plan de Transporte Metropolitano de Sevilla: la única alternativa para evitar el colapso de tráfico en los accesos del área metropolitana a la capital es potenciar el transporte público y, de modo singular, el tren de cercanías y el tranvía. La ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, adelantó ayer en qué consistirá la próxima ampliación de la red de cercanías de Sevilla, que atiende algunos de los objetivos del Plan. Las previsiones de Renfe para los próximos cuatro años incluyen la construcción de una nueva línea de cercanías Sevilla-Benacazón y la puesta en servicio de la conexión Santa Justa-La Cartuja, ahora sin uso.

Con la ampliación, Renfe pretende que usen los trenes de cercanías de Sevilla unos 40.000 viajeros al día, frente a los 25.000 usuarios actuales. La principal obra, la nueva línea Sevilla-Benacazón, utilizará la infraestructura existente para el regional Sevilla-Huelva, que se quedará sin uso cuando funcione el tren de alta velocidad entre ambas capitales. Serán 32 kilómetros que unirán la red actual con el norte del Aljarafe y tendrá seis estaciones (nuevas o rehabilitadas): Camas, Santiponce, Salteras-Valencina, Olivares-Villanueva, Sanlúcar la Mayor y Benacazón.

129 millones en cuatro años

Otro de los puntales del plan de Renfe es la recuperación de la conexión férrea entre La Cartuja y Santa Justa, construida con motivo de la Expo 92, una obra largamente reclamada por partidos políticos y agentes sociales sevillanos. La empresa estatal pretende adaptar la vía al ancho ibérico y rehabilitar los apeaderos de La Cartuja y el Estadio Olímpico, así como la construcción de una nueva estación en San Jerónimo. La incorporación de esta línea ampliará de forma notable la conexión de esta zona, que en la última década se ha consolidado como un espacio empresarial, universitario y de ocio. "La redacción de los proyectos técnicos se iniciará de forma inmediata para comenzar las obras en el menor tiempo posible", afirmó la ministra, quien calculó un plazo de "cuatro años" para la culminación de las inversiones, que tienen un presupuesto de 129 millones de euros.

Por lo que respecta a las tres líneas operativas, Renfe duplicará la vía del anillo ferroviario (enlaza Santa Justa, el hospital Virgen del Rocío y el Palacio de Congresos) y construirá cinco nuevas estaciones (Calonge, Infanta Elena, Pablo de Olavide, El Pítamo y Pineda) para incrementar la frecuencia del servicio. También habrá cuatro nuevas estaciones en la línea 1 (El Cáñamo, Pino Montano y La Salud) e intercambiadores con el futuro metro de Sevilla. La inversión se completa con la compra de seis trenes, que amplía la dotación de los cercanías hispalenses hasta las 19 unidades.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 14 de noviembre de 2006