_
_
_
_
Reportaje:COYUNTURA INTERNACIONAL

Italia intenta levantar el vuelo

Roma consigue mejorar el PIB, pero no puede reducir el déficit fiscal

La economía italiana muestra sus mejores niveles de crecimiento desde 2003 gracias al efecto del comercio exterior y del consumo. No obstante, el Gobierno no logra controlar el elevado déficit fiscal, que este año cerrará en torno al 4% del PIB. Las asignaturas pendientes siguen siendo la reforma de las pensiones, el crecimiento de la productividad y la reestructuración del gasto.

El consumo de la Administración pública caerá un 0,3% este año, después de elevarse hasta un 1,2% durante el curso pasado
La economía italiana ha crecido un 0,5% en el segundo trimestre, confirmando las previsiones de cerrar el ejercicio con un avance del 1,5%

El PIB italiano se elevó un 0,5% durante el segundo trimestre de este año, según los datos publicados por la Oficina Estatal de Estadísticas. Con estas cifras se confirman los pronósticos de la patronal local, Cofindustria, que ha cifrado el crecimiento de este año en un 1,5%, el más alto desde el año 2003. Por primera vez en el último lustro, las cifras de crecimiento de la tercera economía de la Eurozona se acercan a la media de sus socios europeos.

Después de un decepcionante año 2005, en que su PIB apenas llegó al 0,1% de crecimiento, la OCDE cree que Italia comienza a dar síntomas de recuperación, principalmente por el alza del comercio mundial y el impacto del consumo. Gracias a la influencia del mercado chino, las exportaciones se dispararán durante este curso, con un alza del 4,9% tras el 0,7% del año pasado. Por su parte, las importaciones se elevarán un 5,2%, frente al 1,8% de 2005. El consumo crecerá un 1,1%.

Regulación excesiva

Durante la última década, Italia se ha visto perjudicada por una excesiva regulación en temas laborales, fiscales y de seguridad social. Esto se ha sumado a la caída paulatina de sus niveles de productividad, la más baja de los países punteros de la Unión Europea. Los analistas coinciden en que durante los últimos cinco años, la economía italiana ha estado creciendo por debajo de su potencial y que la recuperación del empleo, que debería crecer cerca de medio punto porcentual por año, es clave para recuperar estos niveles.

Italia ha sido uno de los países más perjudicados con la llegada de los diez nuevos socios de la UE en 2003. Su economía no ha sido capaz de competir con las condiciones tributarias y laborales de los países del Este, lo que ha generado que la inversión haya caído sucesivamente desde 2003. Precisamente ese año, la formación fija de capital cayó un 1,5%. El curso pasado, la desaceleración fue del 0,4%. Con todo, el gran lastre de la economía siguen siendo sus elevados niveles de deuda.

Las previsiones de Confindustria señalan que el desequilibrio fiscal del país cerrará en un 4% durante este año y podría elevarse en un 4,1% en 2007. Estas previsiones contrastan con la versión oficial del Gobierno, que cifra sus estimaciones en un 2,8% para el curso que viene. En cualquier caso, la deuda pública se podría elevar hasta el 107,6% del PIB al cerrar 2006 y alcanzar el 108,1% en 2007, uno de los niveles más elevados de toda la Unión Europea.

Reformas que no llegan

Desde hace un par de años, la Administración económica intenta reducir el gasto público y racionalizar el aparato estatal. El consumo del Gobierno caerá un 0,3% durante este año, tras elevarse un 1,2% el curso pasado. No obstante, estos esfuerzos son insuficientes a ojos de los analistas, quienes piden mayores esfuerzos. El propio FMI ha señalado en su último informe que la economía italiana va por buen camino, pero que las reformas aún están incompletas.

Romano Prodi ha reconocido que para recortar este abultado déficit se hace necesario emprender un plan de venta de activos en empresas estatales. El nuevo primer ministro ha señalado en varias ocasiones que no ve con malos ojos las privatizaciones como una forma de ayudar a recuperar los niveles europeos de deuda pública. Las estimaciones señalan que la deuda pública podría bajar de los niveles actuales del 100% del PIB sólo a partir del año 2011.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_