Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Israel da marcha atrás y levanta hoy el bloqueo marítimo y aéreo de ocho semanas sobre Líbano

El Gobierno opta por una salida decorosa ante las fuertes presiones internacionales

La situación escapaba a su control y el Gobierno israelí ha optado por una salida decorosa. La oficina del primer ministro, Ehud Olmert, anunció ayer que el bloqueo aéreo y marítimo que impone sobre Líbano desde hace ocho semanas, un día después de que estallara la guerra entre el Ejército hebreo y Hezbolá, será levantado hoy a las seis de la tarde. El domingo rechazaba tajantemente esta posibilidad, pero la presión diplomática del secretario general de la ONU, Kofi Annan, y el hecho de que varias compañías de aviación amenazaran con ignorar el bloqueo han forzado a Olmert a ceder.

Varios elementos se han sumado para que el Ejecutivo israelí diera su brazo a torcer. "Lo lamentamos, pero no tenemos elección. No queremos atacar aviones civiles", comentó un oficial israelí a la agencia alemana DPA, admitiendo su incapacidad para impedir que los aparatos civiles tomen tierra en el aeropuerto de Beirut.

Si a comienzos de esta semana un vuelo de Qatar Airways aterrizó en este aeródromo -asegura la compañía que sin coordinación con las autoridades israelíes, aunque la Administración hebrea afirma que concedió el permiso-, un avión de BMED, una empresa dependiente de British Airways, anunció por la mañana que despegaría hacia Beirut sin recabar la autorización de Israel y que contaba con el respaldo del Ejecutivo de Londres. Gulf Air, operada por Bahrein y Omán, también anunciaba que el sábado comenzaría a aterrizar en la capital libanesa.

A estas advertencias se añadieron otras amenazas. El ministro de Asuntos Exteriores libanés, Fauzi Salluj, aseguraba ayer en El Cairo, antes de conocerse el levantamiento del bloqueo: "Esperaremos las 48 horas concedidas por Kofi Annan, y si la situación se resuelve se lo agradeceremos. Si no, el Gobierno libanés tomará todas las medidas necesarias y romperemos el bloqueo con todo nuestro poder".

Ha sido preferible para el Gobierno de Tel Aviv, que sólo admitía una eliminación gradual del bloqueo, no esperar a que más compañías hicieran caso omiso del bloqueo y a que la situación se convirtiera en un atolladero. Ahora se levantará de un solo golpe. "La secretaria de Estado de EE UU, Condoleezza Rice, y el secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, han asegurado al primer ministro que las fuerzas internacionales están preparadas para tomar el control de los puertos y aeropuertos de Líbano. Por tanto, se ha acordado que Israel abandonará el control de los puertos y aeropuertos mañana [por hoy] a las 18.00", reza el comunicado de la Oficina del Primer Ministro.

Estaba previsto que ayer arribaran a Beirut técnicos alemanes con sus equipamientos para comenzar a operar en el aeropuerto internacional de Beirut, bombardeado varias veces durante la guerra de 33 días que concluyó a mediados de agosto. Asimismo, serán militares de la Armada germana quienes se encargarán de la vigilancia de los puertos en un plazo de dos semanas. Mientras tanto, la Marina del Reino Unido, de Grecia, de Italia y de Francia serán responsables de la vigilancia de los puertos libaneses.

El secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, declaró que el levantamiento del bloqueo sobre Líbano permitirá al Gobierno libanés del primer ministro, Fuad Siniora, acelerar la recuperación económica del país y sus planes de reconstrucción, informa Juan Pedro Velázquez-Gaztelu. "El secretario general ha recibido con satisfacción la noticia de que el Gobierno israelí haya decidido levantar el embargo sobre Líbano a partir de las seis de la tarde de mañana [hoy} hora local ", afirmó la ONU en un comunicado difundido anoche en Madrid.

"El secretario general agradece a todos los gobiernos que lo han hecho posible y redoblará sus esfuerzos por ver cumplida la resolución 1.701 del Consejo de Seguridad para permitir al Gobierno de Líbano extender su autoridad sobre todo el territorio y ejercer una soberanía completa", agregó el comunicado.

Éxito palpable

El levantamiento del bloqueo es el éxito más palpable de la misión del viaje de Kofi Annan por Oriente Próximo. Annan recibió la noticia cuando viajaba en un avión desde Ankara a Madrid, y estuvo hasta el último momento en contacto con los gobiernos implicados en la operación.

[Por otro lado, dos soldados libaneses murieron ayer y un tercero resultó herido mientras trataban de desactivar una bomba de fragmentación israelí, en Aita al Jabal, cerca de la frontera entre los dos países y uno de los puntos donde se registraron los enfrentamientos bélicos más duros en la guerra de 33 días que acabó el 14 de agosto.

Desde que acabó el conflicto, han muerto al menos 13 personas víctimas de la munición que no funcionó en su momento, de ellos cinco militares de los equipos de desactivación, según informa la BBC].

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de septiembre de 2006