Aire contaminado uno de cada cinco días

Madrid supera ya la polución permitida para todo el año, según las normas de la UE

El aire de Madrid rebasa los niveles de contaminación permitidos uno de cada cinco días. La polución en la capital va a más y en lo que va de año se han superado en 36 días los niveles de partículas permitidos, según un estudio de Ecologistas en Acción con datos oficiales. Eso significa que a partir de ahora toda la contaminación es ilegal, porque la norma europea sólo permite rebasar el nivel máximo de partículas en 35 días. El Ayuntamiento de Madrid replica que, según sus cuentas, está a dos días de alcanzar el límite y que no tiene la obligación de hacer nada.

Que Madrid es una de las ciudades más contaminadas se sabía. Basta con mirar al cielo para darse cuenta de que muchos días no es fácil saber si está nublado o si el cielo se ha vuelto gris. Lo que parecía difícil es que la situación empeorase con los años. Pero no. En 2004 la ciudad superó el máximo de partículas permitido el 8 de septiembre. En 2005, la cifra se adelantó al 25 de agosto. Y este año se superó el 11 de julio.

Es decir, cada vez, el valor máximo se alcanza antes. Cada vez se rebasa antes el máximo de partículas permitido, 50 microgramos por metro cúbico, a partir del cual comienzan los problemas de asma y alergias.

El coordinador de Ecologistas en Acción, Theo Oberhuber, criticó ayer que el Ayuntamiento achaque siempre la contaminación al aire procedente del Sáhara cargado de polvo y no tome medidas para limitar el tráfico. Ecologistas en Acción recopila cada día los datos de contaminación que ofrece el Ayuntamiento y que borra periódicamente de la web.

Los 35 días se han superado en la media de la red de 26 estaciones que el Ayuntamiento tiene repartidas por todo Madrid. En las zonas más contaminadas, como la plaza de Luca de Tena, en 103 días se sobrepasó el límite máximo. En la estación situada en la Casa de Campo sólo se superó el límite 17 días.

Las partículas microscópicas se producen principalmente por el humo de los coches y las calefacciones. Se acumulan en los pulmones y pasan al torrente sanguíneo. Pueden desencadenar episodios de asma, alergias y problemas cardiovasculares. En España más de 12 millones de personas respiran aire contaminado, pero Madrid y los municipios de alrededor están entre los lugares más contaminados, según el Ministerio de Medio Ambiente.

Ángel Sánchez, director general de Sostenibilidad y Agenda 21, explica que, según sus registros, los niveles de contaminación se han superado en 33 ocasiones en lo que va de año.

El responsable municipal justifica esta incidencia por los frecuentes episodios de masas de aire procedente de África. "Durante junio tuvimos 17 intrusiones, y este mes, desde el pasado domingo hay nubes saharianas", señala.

Sánchez afirma: "La legislación señala que tenemos que tener un plan de actuación. Y lo tenemos aprobado desde el pasado 9 de febrero. Es la Estrategia Local de Calidad del Aire".

Sin embargo, el responsable municipal admite que apenas se ha hecho nada. "Es un plan que empieza en 2006 y termina en 2010. Los proyectos tienen su calendario", se justifica. "Es la única ciudad que cuenta con medidas para mejorar la calidad del aire", añade.

Sánchez señala que la mayor fuente de contaminación son los vehículos. "El 66% del espacio público está destinado a la circulación, y estamos trabajando para darle más protagonismo al peatón".

Precedentes

Respecto a la acusación de los ecologistas de que cada año se superen antes los 35 días de contaminación, Sánchez dice que "esto obedece a los ciclos atmosféricos. Llevamos dos años con pocas lluvias", sentencia.

El director general de Sostenibilidad y Agenda 21 indica que sería conveniente que otras localidades del entorno metropolitano que contaminan mucho más que Madrid también tuviesen un plan ambiental. "Getafe, por ejemplo, ha superado en 70 ocasiones el límite establecido por Bruselas". Y continúa: "Mucha de esta contaminación llega a Madrid".

Además, Sánchez apunta que existe una proposición de una directiva europea que establece que se puedan descontar los valores contaminantes provocados por incidencias naturales. "Por eso, hay que descontar los valores que estén afectados por el polvo sahariano. Porque se puede medir y no controlar", concluye.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 13 de julio de 2006.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50