_
_
_
_
_

La antigua fábrica de Boetticher será un centro tecnológico en 2008

La reforma de la nave Torroja de Villaverde se retrasa al próximo mandato

La antigua nave industrial de Boetticher, en Villaverde, ya cuenta con un proyecto que la transformará en un moderno centro tecnológico, un año después de anunciarlo el Ayuntamiento. El proyecto Banda Ancha ha ganado el concurso de ideas convocado para rehabilitar la nave. El gobierno municipal modificó ayer la calificación urbanística del edificio: de uso industrial a "equipamiento singular". La inversión prevista asciende a unos 20 millones de euros. Las obras no comenzarán hasta el año próximo, y deben estar acabadas en 2008.

En la vieja factoría de Boetticher y Navarro, en la Gran Vía de Villaverde, se fabricaban ascensores y elevadores mecánicos. La nave permanece abandonada desde 1992, cuando la empresa se declaró en quiebra. Ahora, el Ayuntamiento pretende convertirla en un punto de referencia para las nuevas tecnologías e impulsar una industria puntera en avances científicos y tecnológicos en Villaverde.

El proyecto Banda Ancha presentado por un grupo de jóvenes arquitectos ha sido elegido por el gobierno municipal para cambiar el aspecto de la nave industrial. "Se trata de un viejo proyecto que ya perseguí cuando era presidente de la Comunidad", aseguró ayer el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, tras la Junta de Gobierno.

El Ayuntamiento -que incluyó la reforma de la nave Torroja en el plan industrial presentado en marzo de 2005- aprobó ayer la modificación del Plan General que permite que esta parcela, de 68.782 metros cuadrados, pase de uso industrial a equipamiento singular. El plazo de ejecución de las obras se prevé en 18 meses. El alcalde estimó que los trabajos comenzarán en mayo de 2007, una vez haya finalizado el proceso de quiebra y entre en vigor el cambio de uso. Hasta finales de 2008 no entrará en funcionamiento.

El equipo de arquitectos formado por José María Churtichaga, Joaquín Lizasoaín, Rolf Brülisauer y Mauro Doncel, con la colaboración de Ophelia Mantz, ganó el concurso de ideas convocado por el Ayuntamiento y el Colegio de Arquitectos para rehabilitar el inmueble. El espacio que ocupaba la fábrica, conocida como la catedral Torroja por el célebre ingeniero Eduardo Torroja que la diseñó, se transformará en un centro de exhibición y demostración permanente de nuevas tecnologías. "La nave es el punto más noble del proyecto. Por su luz y grandes espacios", explica un portavoz municipal. El plan respetará la estructura original del edificio. "Allí las grandes empresas de tecnología y comunicación podrán presentar sus productos más innovadores a los ciudadanos y a las pequeñas empresas", añade.

Además, se levantará otro edificio de gran altura, de unas 20 plantas, que acogerá la Fundación para la Innovación, un organismo que constituirá el equipo de gobierno para fomentar las "tecnologías de la información". El inmueble también albergará un "vivero de empresas" basadas en tecnología. El plan contempla la creación de espacios públicos y el mantenimiento de las zonas ajardinadas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

En septiembre de 2003, el Consistorio acordó con representantes de la empresa en quiebra, Boetticher y Navarro, traspasar la nave y sus zonas anejas a propiedad municipal. El acuerdo recoge la cesión al Ayuntamiento de 13.400 metros cuadrados de zonas verdes y 15.000 de viarios, e incluye la construcción de 500 viviendas. En la actualidad el proceso de liquidación de la empresa sigue su curso. Según un portavoz municipal, "se creó una junta de acreedores que ha sido satisfecha y el juez cerrará en breve el proceso".

"Anunciado muchas veces"

El grupo municipal de IU cree que el proyecto presentado ayer por el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, para reformar la nave Torroja de Villaverde se puede convertir "en la versión tecnológica del antiguo Matadero de Legazpi". Misiego indicó que el proyecto "ya se ha anunciado muchas veces, ha habido numerosas visitas y se ha mencionado mucho su futuro". A pesar de ello, Misiego explicó que "todavía no se ha hecho nada por mejorar su presente". El concejal precisó que apoya el proyecto.

El edil socialista Pedro Sánchez aseguró que el alcalde se comprometió a poner en marcha el proyecto en la presente legislatura (cosa que el PP niega). "El retraso del proyecto supone cuatro años en blanco para Villaverde", dijo. Sánchez cree que el proyecto es positivo, "pero llega con retraso".

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Jesús Sérvulo González
Redactor jefe de Economía y Negocios en EL PAÍS. Estudió Económicas y trabajó cinco años como auditor. Ha cubierto la crisis financiera, contado las consecuencias del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, el rescate a España y las reformas de las políticas públicas de la última década. Ha cursado el programa de desarrollo directivo (PDD) del IESE.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_