Unas 250 personas apoyan en Pozuelo al colegio que separará por sexos a los niños

El alcalde, Jesús Sepúlveda, del PP, asistió al acto "a título personal"

Unas 250 personas participaron ayer en una manifestación celebrada en el centro de Pozuelo de Alarcón bajo el lema Libertad para elegir colegio. La concentración apoyaba la cesión de un solar municipal en la zona de Arroyo Meaques a la fundación educativa católica Tiempos Más Nuevos para edificar un colegio concertado (subvencionado en parte con fondos públicos). Esta organización establece un modelo de enseñanza que separa a los niños y niñas en las aulas desde los 10 años hasta cuarto de la ESO.

Con gritos de "yo no quiero que me eduque Zapatero" y "queremos libertad para elegir centro", los participantes en la marcha recorrieron una céntrica calle del municipio hasta llegar a la plaza del Ayuntamiento. Allí, representantes del Foro Español de la Familia, de la Plataforma de Madres de Pozuelo, de Tiempos Más Nuevos y de Hazte Oír pidieron libertad para educar a los niños según las convicciones morales y religiosas de las familias.

En la manifestación estuvieron también el alcalde de la localidad, Jesús Sepúlveda (PP), y el primer teniente de alcalde, Mario Utrilla. Ambos especificaron que se encontraban en la manifestación "a título personal" para apoyar el proyecto educativo de Monte Tabor. "Estoy aquí porque como padre tengo derecho a decidir qué tipo de educación deseo para mis hijos, pero ni apoyo ni dejo de apoyar a Monte Tabor", especificó Utrilla.

La cesión de un solar municipal de 11.800 metros cuadrados a la fundación Tiempos Más Nuevos ha levantado las críticas de colectivos de padres de la localidad y de la oposición socialista. Rafael Simancas, portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, incluso anunció, a raíz de esta concesión, que si gana las próximas elecciones autonómicas de 2007, "revisará e incluso retirará" los conciertos a los centros que vulneren principios constitucionales. El dirigente socialista considera que en este caso no se respeta el artículo 14 de la Constitución.

Los socialistas han criticado duramente la filosofía de la organización católica que está detrás de Monte Tabor. "Hablan de curar la homosexualidad, de cruzadas, de formar a ciudadanos que sean capaces de morir por Jesucristo ...", afirmó Simancas.

El director del colegio Monte Tabor, José Antonio Perteguez, tachó de absurdas las acusaciones del PSOE. "Son producto de cierta ignorancia. Además, no ha querido escuchar nuestro proyecto cuando se lo hemos propuesto", dijo. Perteguez defiende la separación de los niños por sexos en las aulas sosteniendo que "todos los estudios pedagógicos demuestran que con la educación diferenciada se logran mejores resultados".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Acoso en las aulas

Perteguez aseguró que la decisión de separar a niños y niñas en las aulas "beneficia a la mujer, que en el sistema educativo actual está muy relegada". "Muchos problemas de acoso escolar", advirtió, "los sufren las muchachas en un ambiente de educación mixta, no controlada".

En cuanto al donativo que los responsables del centro piden a los padres al solicitar plaza -1.750 euros por el primer niño, 1.250 por el segundo y 500 por el tercero-, el director dice que es un préstamo voluntario no vinculado a la admisión de los niños.

Perteguez dijo que, aunque el proceso de inscripción y matriculación aún no está cerrado, ya han superado con creces las expectativas, de forma que en educación infantil, por ejemplo, "se han presentado más de 400 solicitudes para las 200 plazas que hay disponibles".

La representante de la Plataforma por la Escuela Pública de Pozuelo, Isabel López, contraria a este centro, indicó ayer que los manifestantes representaban a un determinado sector de la población que defiende los intereses ideológicos y religiosos de Monte Tabor. "Los que no podemos elegir somos nosotros, que sólo tenemos en la zona dos colegios concertados religiosos y uno privado", explicó.

El PP anunció en las pasadas elecciones municipales la construcción de un colegio y un instituto público en el área donde ahora se está levantando el Monte Tabor. La concentración de ayer fue convocada después del rechazo que ha producido en algunos sectores de la población la cesión de suelo público.

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Pozuelo, Eva Izquierdo, subrayó que los promotores del colegio han hipotecado el derecho de superficie de la parcela pública que les cedió el Ayuntamiento por 14 millones de euros, a devolver a los bancos en un plazo de 20 años, porque no tienen dinero para hacer frente a la construcción del centro escolar.

Sobre la firma

Esther Sánchez

Forma parte del equipo de Clima y Medio Ambiente y con anterioridad del suplemento Tierra. Está especializada en biodiversidad con especial preocupación por los conflictos que afectan a la naturaleza y al desarrollo sostenible. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense y ha ejercido gran parte de su carrera profesional en EL PAÍS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS