Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Territorio justifica en unas alegaciones que no firmara la la resolución contra Marina d'Or

La existencia de unas alegaciones presentadas en nombre del grupo Marina d'Or ha sido la base sobre la que, según fuentes de la Consejería de Territorio, se ha paralizado el procedimiento por el que se iba a denegar una urbanización adjudicada a una de las empresas de dicho grupo. Las alegaciones fueron presentadas el 18 de octubre, casi un mes después de que la comisión territorial de Urbanismo dictaminara en contra de la solicitud formulada para el desarrollo de la urbanización.

Durante ese tiempo, el director general de Planificación y Ordenación Territorial, Pedro Grimalt, tuvo el dictamen desfavorable pero no lo firmó, según fuentes de la consejería, por existencia de dichas alegaciones. En su escrito, la empresa del grupo Marina d'Or alega haber tenido conocimiento de la propuesta de resolución desfavorable y asegura no haber tenido posibilidad de alegar a la misma, pese a que no era definitiva ya que no estaba firmada por el director general. El grupo señala que, según la ley de procedimiento administrativo debería haber tenido diez días para alegar, mientras que sí se admitió la alegación de un particular rompiendo así "la paridad de armas" y "desvirtuando la imparcialidad y objetividad", según indica el mismo escrito.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de diciembre de 2005