Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los sindicatos de primaria muestran reticencias al aumento del horario

La Generalitat prevé subir de cinco a seis horas lectivas por día

Dos de los sindicatos mayoritarios de docentes, Ustec-Stes y CC OO, mostraron ayer sus reticencias con la sexta hora suplementaria al día que la consejera de Educación, Marta Cid, quiere implantar en la escuela primaria a partir del curso 2006-2007. "Sólo la aceptaremos si va acompañada de una reducción general del horario de los profesores", dicen representantes de CC OO. La solución, afirman, sería aumentar las plantillas.

En vísperas del comienzo del nuevo curso educativo, que empieza el próximo lunes, ya han surgido las primeras desavenencias entre el profesorado y la Administración catalana. El anuncio de un hipotético aumento de una hora lectiva al día en la escuela infantil y primaria, previsto para el siguiente curso 2006-2007, ha suscitado controversia en Ustec y CC OO, debido a la indefinición de la propuesta. La Generalitat considera necesario este aumento para mejorar el rendimiento escolar del alumnado. "Pero no se nos ha explicado en qué consistirá, ni en qué franjas horarias se aplicará, ni tampoco cómo afectará al trabajo de las plantillas", afirma Ángel Ametller, responsable de Acción Sindical Pública de CC OO.

"Actualmente, abogamos por que el profesorado permanezca más horas preparando sus clases en el centro, en lugar de pasar tanto tiempo delante del alumnado. Llevamos negociando con el Departamento de Educación una reducción del horario lectivo, ya que el actual es superior al de la media en la Unión Europea", añade. Este hecho lo corroboraba, también ayer, el sindicato Ustec. "Nos tomamos con cautela el anuncio, ya que sólo apoyaremos esta sexta hora si hay un importante aumento de plantilla, de alrededor de 3.500 profesores más, para que así se rebaje el horario lectivo general", afirma Ametller, quien añade: "Hasta el momento no se ha anunciado ningún incremento del número de docentes para los cursos siguientes".

Ambos sindicatos creen que la medida tiene que ver con la reforma del sistema educativo prevista por el actual Gobierno tripartito de la Generalitat . "El pacto nacional por la educación, la futura ley catalana que se debe aprobar en el Parlament, prevé aumentar el horario lectivo a 30 horas semanales, cuando hoy es de 25. De nuevo, esta futura ley muestra su indefinición en torno al necesario aumento de plantilla y a la explicación de cómo se deben invertir esas horas en los centros educativos", sostiene el responsable sindical de CC OO. "La inversión pública deberá ser, en cualquier caso, muy importante, y sólo apoyaremos cualquier proyecto si va acompañado de una planificación coherente".

Quejas de CiU

Por otra parte, el Departamento de Educación recibió ayer críticas por el aumento medio de alumnos por aula y el déficit de inversión en infraestructura escolar. "La cifra sube cada año un 10%, con todo el sobreesfuerzo profesional que implica", afirmó Ustec. A su vez, Irene Rigau, ex consejera de Educación de CiU, consideró "escandaloso" que Marta Cid niegue la masificación. El Ayuntamiento de Rubí anunció, por otra parte, que el martes convocará un pleno extraordinario para exigir que la Generalitat edifique los dos nuevos centros públicos prometidos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 10 de septiembre de 2005