Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL FUTURO DE CATALUÑA

Advertencias de los expertos

El director del Instituto de Estudios Autonómicos y ex vicepresidente del Tribunal Constitucional, Carles Viver Pi-Sunyer, aseguró ayer que no ve "imprescindible" que el nuevo Estatuto catalán incluya el término "excluyente" para definir las competencias exclusivas de la Generalitat. A su juicio, con el calificativo "íntegras" que adoptaron todos los partidos catalanes, salvo CiU, ya "queda suficientemente claro que sólo la Generalitat dispondrá de esas competencias". En consecuencia, sostuvo que prescindir de la noción "excluyente" no mermaría el blindaje de las competencias.

En la misma línea se expresaron diversos expertos en derecho constitucional. El catedrático de la Universidad de Barcelona Manuel Gerpe aseveró que resulta "muy difícil justificar" la constitucionalidad del concepto "excluyente". Un término que, a su juicio, "no aporta nada a la interpretación jurídica y crea más confusión que beneficios".

Por su parte, el catedrático de Teoría del Estado de la UNED Andrés de Blas mantuvo que el concepto resulta "excesivo", por lo que podría topar con la oposición del Congreso, donde debe aprobarse el Estatuto. Tanto Gerpe como De Blas rechazaron que el articulado catalán implique la reforma de leyes orgánicas, por ser competencia del Estado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 8 de julio de 2005