El consejero de Justicia reconoce que la situación de las cárceles será de "emergencia" hasta 2007

El consejero de Justicia, Josep Maria Vallès, ha reconocido que los dos próximos años serán "muy difíciles" para la Administración penitenciaria catalana ya que hasta 2007 el Departamento no podrá abrir ninguna nueva prisión. "Pasaremos los años 2005 y 2006 en condiciones de emergencia", reconoció el consejero en declaraciones a Efe. Vallès admitió que "no habrá más remedio" que empezar a construir barracones para albergar el excedente de población reclusa, que en la actualidad alcanza los 8.100 internos.

El consejero de Justicia afirmó sobre la solución de los barracones: "Es la menos mala posible, no la que nos gustaría". Asimismo apuntó a la Administración penitenciaria del Gobierno de CiU al subrayar: "No podemos recuperar en dos años lo que no se ha hecho en 10".

Además, el ritmo de crecimiento es de unos 800 internos al año, una cifra que para poder ser absorbida adecuadamente "supondría tener que inaugurar una cárcel como la Modelo cada año", subrayó. El año 2005, no obstante, será de transición en el ámbito penitenciario, ya que se iniciarán las obras de nuevos centros de internamiento, tres para jóvenes y uno para mujeres.

Según explicó Vallès, la Generalitat ha desbloqueado la construcción de Brians 2 y el centro de jóvenes de Quatre Camins, que, por distintas razones de tramitación urbanística, estaba parada.

El consejero de Justicia apuntó que la construcción de Brians 2 "ya está en marcha" y que en breve "saldrá el concurso para la adjudicación de las obras del centro de jóvenes de Quatre Camins", que sustituirá al de la Trinitat, en Barcelona.

La Comisión de Urbanismo acaba de aprobar el plan de la prisión del Bages (Els Lledoners), cuya construcción también debe empezar en los próximos meses, al igual que las obras de la cárcel de mujeres de Barcelona.

Por otra parte, Vallès explicó que la Generalitat ha adquirido "una instalación del Ayuntamiento de Barcelona, un antiguo psiquiátrico, en el distrito de Horta-Guinardo, junto al velódromo", que el departamento pretender convertir durante este año en un centro de internamiento para "50 o 60 jóvenes".

El Departamento de Justicia espera que a principios de 2007 estén acabados los dos centros de régimen cerrado -Brians 2 y Els Lledoners- para poder iniciar el traslado de los presos de la Modelo, en cuya área permanecerá un centro de régimen abierto.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS