Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE da la razón en parte a Emilio Pucci frente a El Corte Inglés

La marca italiana Emilio Pucci puede comercializar sus productos con una marca y un logo muy parecido al de Emidio Tucci, de El Corte Inglés, siempre que la italiana no comercialice artículos similares a los que ya vende Emidio Tucci. Así lo estableció ayer el Tribunal de Justicia europeo en una sentencia contraria a las aspiraciones de El Corte Inglés. Este fallo mantiene la decisión salomónica de la Oficina de Armonización del Mercado Interior, que en su momento dio la razón parcialmente a Emilio Pucci y a El Corte Inglés al permitir a la primera comercializar sólo una serie de artículos y no todos los que pretendía.

Para los jueces europeos, Emilio Pucci tiene derecho a comercializar imitaciones de cuero, sombrillas o paraguas, así como tejidos y textiles (ropa de cama y otros) que no sean de vestir. Pero la firma italiana no puede lanzar con una marca tan parecida a la de Emidio Tucci artículos de belleza (jabones, perfumes, cosméticos) ni prendas de vestir porque pueden generar confusión en el consumidor.

El litigio se inició en 1996, cuando Emilio Pucci Srl presentó una solicitud en la Oficina de Armonización del Mercado Interior (OAMI) para registrar su marca en ciertos artículos. Para El Corte Inglés, el registro de esta nueva marca tan parecida a la ya existente de Emidio Tucci podía confundir al consumidor y suponer un daño para su propia marca. De ahí que denunciara ante la propia OAMI su decisión de admitir parcialmente el uso de la nueva marca para algunos de sus productos.

Tras esa demanda de El Corte Inglés, la OAMI concluyó en 2002 que Emilio Pucci Srl sólo tenía derecho a comercializar en España una parte de los artículos que pretendía vender, pero no otros que entran en competencia directa con los que ya tenía la marca de El Corte Inglés.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 14 de diciembre de 2004