Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Centenario de Hinojosa Lasarte

El que fue llamado por Juan Ramón Jiménez "el vívido, gráfico poeta agreste" José María Hinojosa Lasarte nació en Campillos (Málaga) el 17 de septiembre de 1904 y fue asesinado en unión de su padre, su hermano Francisco y otros cincuenta y cinco presos políticos, el 22 de agosto de 1936, por milicias republicanas incontroladas. Fue según los investigadores Brian Morris, Paul Ilie o Gabriele Morelli y, por supuesto, por dos de los grandes estudiosos de Hinojosa, Alfonso Sánchez y Julio Neira, uno de los máximos introductores del surrealismo en España y lamentablemente uno de los autores menos conocidos del grupo de poetas del 27; pero en ningún caso menor, en verso y prosa, con tan relevantes libros como: Poema del campo, Poesía de perfil, La Rosa de los Vientos, Orillas de la luz, La sangre en libertad o La flor de California.

Hasta el año de ¡1974! no se publicaron sus obras completas en edición prologada por Alfonso Canales, a través de la Diputación de Málaga. Hay que esperar a la década de los ochenta para encontrar a veces en ediciones o estudios poco accesibles la vida y obra de Hinojosa. Esto me da pávulo para manifestar la inícula indiferencia que su importante literatura sufrió durante su existencia y tras su desastrado asesinato, tres días tan solo después del de su compañero Federico García Lorca.

La vida sorprendente de Hinojosa Lasarte transcurre desde sus años surrealistas en París hasta sus viajes a Londres, su gran amor: Ana Freüler, y su otro viaje a Rusia -con José Bergamín y su esposa Rosario Arniches-, que le decepcionó y desagradó profundamente.

En sus años surrealistas, a diferencia de otros autores en los años 1926-1936, Hinojosa muestra su desprecio a las instituciones, la Iglesia, la propiedad privada y la familia, hasta desembocar en un mundo libre de las cadenas y las taras de nuestra civilización, según su manifiesto de 1930, hasta su posterior militancia como diputado del Partido Agrario de marcado carácter conservador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de octubre de 2004