Reportaje:

Tenderos de paso

Permira reordenará el grupo Ahold antes de su venta en un plazo entre cinco y siete años

Reordenar el grupo y, a medio plazo, vender los 600 establecimientos. Éste sería el plan de negocio de la sociedad de capital riesgo inglesa Permira, compradora de la cadena de distribución Ahold España. Con esta operación, tras la compra de El Árbol por CVC Partners, dos sociedades de capital riesgo ya poseen dos de los principales grupos de distribución españoles.

"Permira", señala el consejero delegado de Ahold España, Gerard van Breen, "es quien mejor cumplía nuestras peticiones para la venta del grupo y por ello hemos elegido su oferta".

La cadena holandesa ingresó por la venta 685 millones de euros frente a una inversión desde 1998 superior a los 1.500 millones

Permira es una sociedad de capital riesgo con presencia en Europa y en Estados Unidos que desde 1985 ha cerrado operaciones por un montante de casi 20.000 millones de euros. En España abrió oficina la primavera pasada bajo la dirección de Carlos Mallo, un ingeniero agrónomo. La compra de Ahold por 685 millones de euros es la primera operación que realiza en España, aunque no es la primera que el grupo lleva a cabo en el conjunto del sector de la distribución.

La venta del grupo de distribución Ahold se ha producido al año de que se detectaran graves irregularidades financieras en la firma matriz y que se pusieran a la venta diferentes activos para hacer caja y pagar parte de la deuda. Los responsables del grupo en España señalaron que la venta se iba a realizar sin precipitaciones a un solo comprador y señalaron su decisión de seguir con la actividad normal en el grupo con un plan para optimizar el desarrollo del grupo cerrando, abriendo o reformando los establecimientos comerciales al margen de los problemas de la firma matriz. De acuerdo con esta estrategia, sobre un total de algo más de 600 tiendas con una facturación de 2.040 millones de euros en este ejercicio, se contemplaba el cierre de 40 establecimientos de los que ya se han clausurado 33 y se quieren cerrar antes de fin de año los siete más previstos

. Con esta operación de venta, el grupo Ahold pone fin a su desembarco en España en el segmento de los supermercados en 1998, con unas inversiones de unos 1.500 millones de euros de los que solamente 1.200 millones correspondieron a la compra de Superdiplo a un precio que se consideró muy elevado. Pérdidas millonarias

La venta por sólo 685 millones de euros, supone para el grupo unas pérdidas millonarias y para la sociedad compradora la posibilidad de conseguir unas elevadas plusvalías ante el interés para hacerse con estas casi 600 tiendas por varios grupos de distribución fundamentalmente nacionales que habían estado en la puja como Eroski o El Corte Inglés.

Según el consejero delegado de Ahold, la venta del grupo a Permira se ha hecho porque era la oferta que mejor se ajustaba a sus exigencias en precio. Ahold se había manifestado favorable a la venta de toda la cadena a un solo comprador frente a otras ofertas nacionales como la de Eroski que apostaba fundamentalmente por los establecimientos en Canarias. Finalmente, para los responsables de Ahold, Permira ha sido la oferta elegida porque tiene además el compromiso de acometer las obligaciones del grupo con los proveedores, los clientes, los empleados y los accionistas. Ahold se compromete por su parte a vender el grupo libre de todo tipo de cargas. En este sentido, Ahold no confirma oficialmente, pero tampoco desmiente, que el grupo tenga una deuda de 500 millones.

Con sus 600 tiendas y algo más de 2.000 millones de euros en ventas, Ahold ocupa el cuarto lugar en el ranking de los grupos de distribución en el segmento de los supermercados por detrás de Mercadona, Eroski y Caprabo. Sin embargo, aunque el grueso de los establecimientos son supermercados bajo la enseña Supersol, el grupo opera igualmente en el segmento de los hipermercados con Hiperdino,tiendas de conveniencia Netto y Cashdiplo. De las 600 tiendas que tiene en España, 171 se hallan en Canarias, que suponen el 45% de las ventas de la cadena de distribución.

Tras el anuncio de la compra del grupo, según fuentes de Permira, se abre un periodo que puede durar dos o tres meses para el cierre definitivo de la operación.

En materia de gestión de la cadena, el desembarco de Permira se hará de forma progresiva y se da por hecho la presencia en la presidencia de Carlos Criado, un hombre experto en el segmento de la gran distribución, viejo directivo de la cadena británica Safeway. En principio, durante un periodo breve habría una dirección conjunta entre los responsables de Ahold y Permira.

Desde la dirección de Ahold se apuesta y aconseja a los nuevos propietarios seguir con la política de reajustes contemplada en el plan que se está aplicando en este momento y que debería suponer algunos cierres más en 2005, sin renunciar por ello a nuevas aperturas.

Para realizar la compra de Ahold, Permira firmó un crédito sindicado con Société Générale, Cajamadrid y Bank of Scotland por un montante de 600 millones de euros. Parte de esos fondos fueron para acometer la operación, pero otra parte se quiere destinar al desarrollo de la sociedad donde se contempla la reordenación del grupo y la mejora de la gestión logística.

Según el director general de Permira en España, Carlos Mallo, la firma no tiene prevista la venta a corto plazo de la empresa total o parcialmente. "Habitualmente, en las operaciones del grupo, solemos mantener las empresas adquiridas entre cuatro y siete años. En el caso de Ahold, en este momento estamos trabajando para la elaboración de un plan de negocio en funcion de cómo vayamos viendo la situación de la empresa. Pero todavía no hay nada concreto en esto ni para la formación del equipo directivo".

Ante las dificultades para la apertura de hipermercados en diferentes comunidades autónomas y el valor al alza de los supermercados, crecer por esta vía y de una sola vez, constituye en este momento el objetivo de varios grupos de distribución que plantearon igualmente sus ofertas para la compra de Ahold. De acuerdo con esta situación, para los responsables de Permira, la venta del grupo a buen precio no les quita el sueño.

SuperSol, una de las marcas con las que ha operado Ahold en España.
SuperSol, una de las marcas con las que ha operado Ahold en España.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción