El ex general Galindo ingresa en un hospital de Toledo por una fuerte arritmia

El ex general Enrique Rodríguez Galindo, condenado a 75 años por el caso Lasa-Zabala, ingresó ayer en el Hospital Virgen de la Salud, en Toledo, debido a una fuerte arritmia, según informó Instituciones Penitenciarias. El ex general, que desde hace tiempo padece problemas de corazón, fue trasladado al hospital toledano desde el Centro Penitenciario Ocaña II, donde cumple su condena tras abandonar la prisión militar de Alcalá-Meco (Madrid).

Rodríguez Galindo fue condenado en mayo de 2000 por la Audiencia Nacional a 71 años de prisión por los secuestros y asesinatos de los presuntos etarras José Antonio Lasa y José Ignacio Zabala, ocurridos en 1983, una pena que se elevó hasta los 75 años de cárcel por decisión del Tribunal Supremo. Junto a él fueron condenados el ex gobernador civil de Guipúzcoa Julen Elgorriaga y los ex agentes Angel Vaquero, Enrique Dorado y Felipe Bayo, el primero a 75 años de prisión, mientras que sobre los dos últimos pesan penas de 71 años y ocho meses de cárcel.

Los médicos de la prisión decidieron el traslado de Galindo al hospital ayer por la tarde, debido a que la arritmia que sufría era muy intensa. Ya hace un mes y medio, Galindo fue llevado al citado centro sanitario, donde permaneció en observación antes de ser devuelto al presidio. El ex general tiene una "seria afección cardiovascular", según fuentes de prisiones, por lo que es sometido a revisiones periódicas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS