La clínica Mare Nostrum cierra sin abonar los atrasos a su plantilla

La clínica privada Mare Nostrum, centro incluido dentro del plan de choque -desvío de pacientes de la sanidad pública a clínicas privadas para paliar las listas de espera- que más factura en la provincia de Alicante por este apartado y la segunda que más pacientes acoge de la Comunidad Valenciana ha echado el cierre definitivo, estrangulada por las deudas. La dirección justificó ante los sindicatos la crisis financiera del centro por los impagos la Consejería de Sanidad, que hasta mayo de 2003 acumulaba una morosidad que alcanzaba los 1.803.000 euros. Los 46 empleados del centro sanitario han pasado a engrosar la lista de paro.

La empresa BetaMarking que mostró su interés por reconvertir el centro en un geriátrico ha desestimado finalmente esta idea. Fuentes de CC OO atribuyen este paso atrás de la mercantil, aunque la firma no lo ha reconocido oficialmente, al resultado negativo de la auditoría.

La empresa cesa su actividad después de adeudar al menos 167.834 -cantidad que no han cobrado los 33 trabajadores representados por CC OO-, correspondientes a las mensualidades de noviembre, diciembre, enero y febrero; además de las pagas de Navidad y de beneficios de 2003.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 31 de mayo de 2004.

Lo más visto en...

Top 50