Marruecos presenta una propuesta frente al 'plan Baker' sobre el Sáhara

Rabat contempla una autonomía limitada para la ex colonia española

Marruecos ha presentado a la ONU una contrapropuesta al plan Baker sobre el Sáhara Occidental que sólo contempla una autonomía limitada para la antigua colonia española, indicaron varias fuentes diplomáticas. Con su nueva iniciativa, Rabat espera salir del atolladero diplomático en el que se encuentra desde hace varios meses tras haber rechazado el plan elaborado por el ex secretario de Estado de EE UU y enviado especial de la ONU, James Baker, que traza el camino hacia la progresiva autonomía del territorio saharaui.

En octubre, el secretario general de la ONU, Kofi Annan, conminó a Rabat en términos muy duros, a que aplicara el plan de su enviado especial, el ex jefe de la diplomacia estadounidense, James Baker, y le dio de plazo hasta finales de este mes.

La propuesta ha sido aceptada por el Frente Polisario, lo que ha contribuido a profundizar el aislamiento marroquí, y respaldada por el Consejo de Seguridad que en julio la calificó de "solución política óptima". Incluso Estados Unidos, reflejando la impaciencia de Baker, se ha mostrado mucho más contundente con su aliado magrebí.

La nueva propuesta de Marruecos se parece mucho al Acuerdo Marco, un plan que no contempla el derecho a la autodeterminación y que en su día fue rechazado por el Frente Polisario. Rabat está buscando "un nuevo modelo de autonomía" para el Sáhara Occidental, precisó una fuente diplomática, que mantenga bajo su autoridad a la antigua colonia española.

Es una iniciativa mucho más limitada que la del Plan de Paz para la Autodeterminación del Sáhara Occidental que Baker empezó a elaborar a principios de 2003.

El plan prevé la celebración de un referéndum "no antes de cuatro años y no después de cinco", etapa durante la que el territorio tendrá estatuto de autonomía dentro de Marruecos y estará administrado por un Ejecutivo y una Asamblea Legislativa provisionales. Rabat ha rechazado contundentemente el plan y lleva meses intentando retomar la iniciativa diplomática para salir de su aislamiento, animado por Francia, su principal valedor en el Consejo de Seguridad. Por ahora ha conseguido principalmente ganar tiempo.

Marruecos ya ha comunicado sus nuevos planes a la ONU. A mediados del pasado diciembre, una delegación marroquí se reunió en Houston con Baker y hace algo más de una semana, el ministro delegado de Asuntos Exteriores de Marruecos, Taieb Fassi Fihri, un hombre muy próximo al rey Mohamed VI, se entrevistó en Nueva York con Annan.

Rabat también debería comunicar oficialmente sus ideas a Madrid en las próximas semanas, indicaron fuentes de Naciones Unidas. Antes de finales de mes, el Consejo de Seguridad renovará el mandato de la Minurso, su contingente en la zona. Esta semana Annan hará público su informe , previsiblemente escueto, en el que animará a las partes a buscar un consenso.

En octubre, el secretario general amenazó con llevar el asunto al Consejo, pero se ha llegado a un acuerdo tácito para aplazar las discusiones tres o cuatro meses, hasta la primavera. Muchos factores contribuyen a posponer el proceso: Irak ha vuelto a monopolizar la atención de la ONU, la propuesta marroquí no está madura, James Baker ha sido encargado por el Gobierno estadounidense de renegociar la deuda iraquí, lo que le obliga de momento a apartarse del dossier saharaui y Argelia está centrada en preparar sus elecciones presidenciales de abril.

Maniobra dilatoria

Los saharauis consideran la iniciativa marroquí como una nueva maniobra dilatoria. Baker no parece haberla acogido con mucho entusiasmo después de los esfuerzos que invirtió en conseguir el apoyo del Consejo el pasado mes de julio.

Pero el ex secretario de Estado de Estados Unidos, pese a haber manifestado en numerosas ocasiones su impaciencia con las dos partes, sigue dispuesto a encontrar una solución al conflicto. "Si él abandona, nadie más querrá ocuparse de este tema", comentó un diplomático de Naciones Unidas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0018, 18 de enero de 2004.

Lo más visto en...

Top 50