El presidente de Irán eleva a más de 40.000 las víctimas mortales del terremoto

El terremoto de Bam es ya una de las mayores catástrofes naturales de las últimas décadas. El presidente de Irán, Mohamed Jatamí, anunció ayer que el número de muertos en el seísmo puede superar los 40.000. Cuatro días después del temblor de tierra, cuando ya se desvanecían las esperanzas de encontrar supervivientes entre los escombros, una mujer fue hallada viva ayer por sus familiares y vecinos en Postrud, una aldea cercana a Bam que ha perdido a 2.000 de sus 6.000 habitantes. El terremoto ha convertido Bam y sus alrededores en un paisaje lunar. En siete kilómetros a la redonda no queda más que desolación. Más allá no hay nada, sólo el desierto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 30 de diciembre de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50