Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRISIS EN LA EUROZONA

La oposición alemana califica a Eichel de "sepulturero"

Si Hans Eichel sintió ayer algún alivio tras lograr que la Comisión Europea suspendiera su procedimiento de castigo contra Alemania, éste se disipó en cuanto el ministro de Finanzas regresó a Berlín. La oposición democristiana arremetió con fuerza contra el político socialdemócrata. "Sepulturero del Pacto de Estabilidad", le llamó el ex candidato a canciller, el conservador Edmund Stoiber. Mientras tanto, en el Bundestag (Cámara baja del Parlamento), donde ayer se inició el debate del Presupuesto federal de 2004, Eichel se encontró con uno de los ambientes más caldeados que se recuerdan en mucho tiempo.

El inicio de la sesión fue postergado seis horas para que Eichel participara. Casi todos los parlamentarios acudieron para verle la cara. El ministro decidió que la mejor defensa es el ataque y abrió su intervención con duras críticas a la Comisión Europea, a la que acusó de haber imposibilitado un acuerdo. "La Comisión sabía que no lograría una mayoría para sus recomendaciones. Lamento que no presentara otra propuesta", dijo, reiterando una posición ya formulada en el transcurso de la tarde por el canciller, Gerhard Schröder. Eichel está convencido de que el Pacto sigue "funcionando" e incluso ha demostrado "estar a la altura de lo que Europa necesita en la actual coyuntura económica mundial".

La CDU/CSU no está de acuerdo. El partido de la oposición pregonó el "fin" del Pacto debido a la "brutal decisión" impulsada por el "sepulturero" Eichel. Ya en el debate parlamentario, el democristiano Matthias Wissmann calificó a Eichel de "figura trágica" que pronto perderá su cargo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 26 de noviembre de 2003