Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ola de calor y el balance de fluidos en el organismo

La Fundación Nobel, al explicar los hallazgos premiados en química, recuerda que parte de las muertes provocadas por las olas de calor registradas en Europa estaban relacionadas con el balance de fluidos en el organismo, y en esto "tienen crucial importancia" las acuoporinas descubiertas por uno de los premiados: Peter Agree. Las deshidrataciones de diversos tipos y la sensibilidad al calor de algunas personas tienen que ver con esas proteínas.

Agre descifró el mecanismo molecular de los canales del agua y comprobó su hipótesis con un brillante y simple experimento. Identificó varias proteínas de la membrana de células sanguíneas y encontró una de ellas también en los riñones. Para demostrar que era la proteína clave comparó el comportamiento de células que la tenían con el de otras que no la tenían metiéndolas en una solución acuosa. El resultado fue claro: las que tenían la proteína, que él bautizó acuaporina, absorbían el agua y se hinchaban, mientras que las otras no resultaban afectadas.

Una vez identificada la acuaporina y determinada su estructura, se pudo explicar su funcionamiento. El truco para que pase la molécula de agua por los poros específicos de la membrana celular y no otras es que las de agua se orientan en el campo eléctrico creado por los átomos del poro.

En cuanto a los canales de iones de Roderick MacKinnon, no hay duda de su impacto en la salud y la enfermedad. "Las alteraciones en el funcionamiento de los canales de iones pueden producir serias dolencias del sistema nervioso así como en los músculos, como el corazón", dice la Fundación Nobel. "Por ello los canales de iones sean una importante diana de medicamentos para la industria farmacéutica".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 9 de octubre de 2003